La Biblia Moderna en Español, (haga clic en el texto en verde)     Ir al índice de la biblia   
1 Juan 5:10,12,2:23

Mostrar el Capítulo y las notas   

 10 El que cree en el Hijo de Dios tiene el testigo en sí mismo; el que no cree a Dios le ha hecho mentiroso, porque no ha creído en el testimonio que Dios ha dado acerca de su Hijo. [Juan ha definido lo que significa creer en el Hijo de Dios. Usted debe haber testificado en su corazón por la luz que manifiesta todas las cosas los tres testigos en la tierra: Primero, el espíritu que da testimonio en la tierra, que los hace morir, que los circuncida, que los lleva a toda verdad; segundo, ellos llegan a conocer el agua que es un testigo en la tierra; por la cual ellos son lavados, sus mentes, sus almas, sus espíritus, y en sus cuerpos, con esta agua pura; y el tercer testigo es su sangre, con la cual los corazones de las personas son rociados, y sus conciencias son rociadas con la sangre de Jesús, y por medio de esta sangre ellos son santificados, ellos son limpiados de todas sus obras muertas, para servir al Dios viviente. En la nota 3 más abajo, vea la descripción completa que da Jorge Fox de estos eventos que usted debe ver, sentir y experimentar para que usted pueda ser un verdadero creyente en el Hijo de Dios. De la Palabra del Señor en el interior: "Los tres testigos: claramente estos tres deben ser manifestados; los ojos deben germinar."]

 12 El que tiene al Hijo tiene la vida; el que no tiene al Hijo de Dios no tiene la vida. [Debido a la caída de Adán, todos estamos muertos a la vida de Dios, Gen 2:17,3:24, habiendo perdido el acceso a comer del árbol de la vida. La vida a la que esto hace referencia es la vida de Dios, que se recibe cuando uno es liberado de todo pecado, trasladado al reino de los cielos, y entra en unión con Dios y Cristo. Tener la vida es tener a Cristo, quien es la vida; y es ser restaurados a la imagen espiritual de Dios en verdadera justicia y santidad. Tener la vida es estar en el reino comiendo del árbol de la vida otra vez. De la Palabra del Señor en el interior: "La nueva vida es tan radicalmente diferente como un hombre que ha vivido en un subterráneo toda su vida, que repentinamente sale a la superficie para ver el sol, el cielo, las plantas, los animales, el viento, las estrellas."]

Mostrar el Capítulo y las notas   

 23 Todo aquel que niega al Hijo tampoco tiene al Padre. El que confiesa al Hijo tiene también al Padre.

Para ver el(los) versículo(s) mostrado(s) paralelamente en Nueva Intl, Reina Valera, y La Biblia de las Américas, haga click aquí.