La Biblia Moderna en Español, (haga clic en el texto en verde)     Ir al índice de la biblia   
1 Timoteo 2

Capítulo Anterior | Próximo Capítulo

 1 Por esto exhorto, ante todo, que se hagan súplicas, oraciones, intercesiones y acciones de gracias por todos los hombres;

 2 por los reyes y por todos los que están en eminencia, para que llevemos una vida tranquila y reposada en toda piedad y dignidad.

 3 Esto es bueno y aceptable delante de Dios nuestro Salvador,

 4 quien quiere que todos los hombres sean salvos y que lleguen al conocimiento de la verdad. [Para que todos los hombres puedan ser salvos (libres de pecado, lo cual es salvación), la gracia de Dios que trae salvación se ha manifestado a todos los hombres, Tit 2:11; la luz (Cristo) es dada a todos los hombres para que puedan creer, Juan 1:7,9; (un talento) medida del Espíritu de Dios es dada a todos los hombres para el bien de todos, 1 Cor 12:7; y el Espíritu de Dios fue derramado sobre todos los hombres en el Pentecostés, Hechos 2:1-21.]

 5 Porque hay un solo Dios y un solo mediador entre Dios y los hombres, Jesucristo, él mismo [habiendo sido] hombre, [Por lo tanto orar a María o a los supuestos santos directamente está en conflicto con las escrituras; esto niega la preeminencia de Cristo Jesús como el único mediador entre Dios y el hombre, y es una abominación. De la Palabra del Señor en el interior: "ellos se inclinan ante los santos que ellos mismos han creado; ellos bendicen sus propias palabras. Los hombres en las sectas deciden quiénes son santos, y ellos después le oran a ellos como si fueran dioses." Esto es sólo una imitación de la práctica del senado romano, para designar emperadores como dioses: Julio César, Augusto, etc.

El Cristianismo Protestante enseña que siendo que Cristo es el mediador, él es como un abogado defensor que gana cada caso y va a excusar su vida de pecado porque ellos "creen"; pero esa no es la función de Cristo el mediador. La función del mediador no es excusar, es mediar el nuevo pacto, escribiendo la ley de Dios en el corazón del hombre, así cambiando al hombre para que sea santo y puro, liberado de todo pecado por el mediador, perfeccionado para siempre y en unión con Cristo y Dios, hablando y obrando según la voluntad de Dios, ya no más su propia voluntad.

De la Palabra del Señor en el interior:

 6 quien se dio a sí mismo en rescate por todos, de lo cual se dio testimonio a su debido tiempo. [De la carta 345 de Jorge Fox, (número 355 en el volumen impreso): "Cristo, por la gracia de Dios, probó la muerte por todo hombre, y se dio a sí mismo como rescate por todos los hombres para ser testificado a su debido tiempo, y es la propiciación no sólo por los pecados de los cristianos, sino por los pecados del mundo entero." Para ser testificado a su debido tiempo medios para ser experimentado, para ser testificado, para ser visto, proclamado como cumplido, visto como que ha ocurrido. Ver ¿Hay ESPERANZA para TODOS?]

 7 Para esto yo fui constituido predicador, apóstol y maestro de los gentiles en fe y verdad. Digo la verdad; no miento.

 8 Quiero, pues, que los hombres oren en todo lugar, levantando manos piadosas1, sin ira ni discusión.

 9 Asimismo, que las mujeres se atavíen con vestido decoroso, con modestia y prudencia; no con peinados ostentosos, ni oro, ni perlas, ni vestidos costosos;2

 10 sino más bien con buenas obras, como conviene a mujeres que profesan reverencia a Dios.

 11 La mujer aprenda en silencio, con toda sujeción;

 12 porque no permito a una mujer enseñar ni ejercer dominio sobre el hombre, sino estar en silencio.3

 13 Pues Adán fue formado primero; después, Eva.

 14 Además, Adán no fue engañado; sino la mujer, al ser engañada, incurrió en transgresión.

 15 Sin embargo, se salvará teniendo hijos, si permanece en fe, amor y santidad con prudencia.4


Capítulo Anterior | Próximo Capítulo

Para ver el(los) versículo(s) mostrado(s) paralelamente en Nueva Intl, Reina Valera, y La Biblia de las Américas, haga click aquí.
_______________________________________

1 los hombres oren en todo lugar, levantando manos piadosas. En muchas denominaciones está "de moda" levantar las manos cuando cantan o cuando oran; los ministros lo fomentan para mostrar qué tan "llenos del espíritu" son sus servicios. Sin embargo, note que sólo las "manos piadosas" se deben levantar; y nadie es santo, a menos que sus corazones hayan sido purificados, limpiados de todo mal, el cuerpo de pecado haya sido quitado, y los corazones circuncidados. Por lo tanto, cuando los no purificados levantan las manos es sólo como exhibición — los hipócritas de los cuales habló Jesús.

2 las mujeres se atavíen con vestido decoroso, con modestia y prudencia; no con peinados ostentosos, ni oro, ni perlas, ni vestidos costosos. De la Palabra del Señor en el interior: las mujeres deberían vestirse como si estuvieran planeando asistir una reunión que es sólo para mujeres.

3 No permito a una mujer enseñar ni ejercer dominio sobre el hombre, sino estar en silencio. En 1 Cor 11:13, Pablo dice: Pero toda mujer que ora o profetiza. Profetizar no es sólo predecir el futuro; es hablar para edificación, y exhaltación, y consuelo. 1 Cor 14:3. Aquí Pablo muestra que las mujeres que profetizan, es decir que hablan por la inspiración y enseñanzas del Espíritu Santo para ellos, están hablando en la iglesia. Profetizar es hablar en la presencia de oyentes quienes están interesados en lo que se dice - mujeres que hablan en la iglesia, pero hablan bajo el control del Espíritu. Esto confirma la restricción de Pablo para que las mujeres no enseñen ni ejerzan dominio sobre el hombre, sino que estén en silencio - eran mujeres que estaban recién iniciadas en la iglesia, cuyas lenguas no estaban todavía bajo el control del Espíritu de Dios, cuyo Espíritu fue derramado sobre todos los hombres y mujeres en el Pentecostés: 'Sucederá después de esto que derramaré mi Espíritu sobre todo mortal. Vuestros hijos y vuestras hijas profetizarán. Vuestros ancianos tendrán sueños; y vuestros jóvenes, visiones. Nadie debe hablar en una reunión de adoración, a menos que sea inspirado por el Espíritu Santo. Y si las mujeres o los hombres son inspirados a profetizar, entonces ellos deben hablar. De acuerdo con Gal: 3:28  Ya no hay judío ni griego, no hay esclavo ni libre, no hay varón ni mujer; porque todos vosotros sois uno en Cristo Jesús.

En 1 Cor 14:34, Pablo nos da más entendimiento0 de su restricción que se aplica a las mujeres que todavía no estaban gobernadas por el Espíritu de Vida, sino que todavía estaban bajo la ley de pecado y muerte:

Las mujeres guarden silencio en las congregaciones; porque no se les permite hablar, sino que estén sujetas, como también lo dice la ley.

Note que esto se aplica a las mujeres que todavía no son guiadas por el Espíritu, y que todavía están bajo la ley: Pero si sois guiados por el Espíritu, no estáis bajo la ley. Gal 5:18. Una mujer guiada por el Espíritu, que sigue los mandatos que oye que se le hablan, está libre de la ley del pecado y la muerte, liberada de la ley del Espíritu de Vida en Cristo Jesús. Rom 8:2.

Nadie debe hablar en las reuniones de adoración, a menos que sean inspirados por el Espíritu Santo. Y si las mujeres o los hombres son inspirados a profetizar, entonces deben hablar. De acuerdo a Gal: 3:28 Ya no hay judío ni griego, no hay esclavo ni libre, no hay varón ni mujer; porque todos vosotros sois uno en Cristo Jesús. Hay cientos de registros en la Biblia de mujeres que profetizaron. Pablo estaba hablando con respecto a las mujeres griegas rebeldes, que todavía no estaban bajo el control del Espíritu Santo. Para una discusión más amplia acerca de este punto, vea los escritos de Margarita Fell y la carta de Jorge Fox. Yo podría añadir que he recibido un enérgico mandamiento de parte del Señor para aceptar a las mujeres que son gobernadas por él, como personas inequívocamente iguales.

En todas las edades, el Señor nos dará mandamientos para el orden evangélico dentro de las asambleas de creyentes en la verdadera esperanza, evangelio, y fe. Estos mandamientos pueden diferir de una época a otra. Por ejemplo, Jorge Fox y los primeros cuáqueros recibieron varios mandamientos, incluyendo: 1) dirigirse a todos las personas como ti o , y no como usted; porque en esos tiempos, el usted era exigido por personas importantes que se ofendían si se les trataba de ti o , la cual era la manera como se les hablaba a los plebeyos, y 2) nunca tratar a nadie de Señor, porque era una palabra derivada de la palabra Amo, que también se usaba solamente con personas importantes. Ambos eran términos (en esa época) que expresaban honor a los hombres. Estos mandamientos tenían sentido en esa época, pero hoy en día claramente no lo tienen, porque estas palabras no demuestran respeto sólo a hombres importantes, por lo tanto el Señor ya no desea que estos mandamientos sean observados. Lo mismo se puede decir acerca de algunos de los mandamientos de Pablo para su tiempo, particularmente con a la necesidad de que la cabeza de la mujer esté cubierta cuando profetice. Retener elementos del orden evangélico de siglos pasados, resulta en la creación de una apariencia; la apariencia de observanzas, rituales o prácticas externas que supuestamente nos conceden piedad, pero que de hecho traicionan la fe, la gracia y la obediencia a la palabra que oímos en el interior.

Estos mandamientos son diferentes que la ley externa y la ley moral que está escrita en el corazón de cada uno: no robar, no mentir, no matar, no cometer adulterio, no codiciar, etc.; esas leyes nunca cambiaron con el tiempo, y se extienden a través de todo el Nuevo y el Antiguo Testamento.

4 Sin embargo, se salvará teniendo hijos, si permanece en fe, amor y santidad con prudencia. Este es uno de los versículos más difíciles de traducir en la Biblia. La clave de lo que Pablo realmente estaba diciendo es el cambio de persona singular a plural en las dos referencias de la palabra ella, vea la nota 2 en la Net Bible.

La primera vez que se menciona ella es en singular, refiriéndose a Eva, la primera mujer, quien era el tema de los dos versículos anteriores. Eva representa a todas las mujeres. La progenie (María), da a luz a Jesucristo, cancelando así por todas las mujeres, incluyendo Eva, la vergüenza de que una mujer haya engañado al primer hombre, Adán. Por lo tanto la simiente de Eva, Jesús, para que cualquier mujer se pueda salvar. Esto cumplió la promesa de Dios que su simiente (Jesús), heriría la cabeza de la serpiente (Satanás): Y pondré enemistad entre ti y la mujer, y entre tu descendencia y su descendencia; ésta te herirá en la cabeza, y tú le herirás en el talón. Gen 3:15.

El segundo uso plural de la palabra "ella," (si "ella" continúa en la fe y amor y santidad con dominio propio), se refiere, no a la representante de todas las mujeres sino a cualquier mujer individual, que será salva, si ella continúa en la fe y el amor y la santidad con dominio propio; como también cualquier hombre también será salvo, si él continúa en la fe y el amor y la santidad con dominio propio.

Lo neto de este versículo es lo siguiente: Que Eva fue salva por medio de tener hijos, lo cual eventualmente resultó en que su simiente, Jesús, nació, por medio de quien Eva y todos son salvos.

Esta interpretación ha sido descartada por los eruditos de Babilonia debido al tiempo futuro: que Eva será salva. Sin embargo, los eruditos de Babilonia no entienden lo que es ser salvo: ser liberado de todo pecado, ser perfeccionado, ser renovado a la imagen espiritual de Dios como el hombre y la mujer fueron creados originalmente. Eva vivió durante el Antiguo Testamento, y Hebreos nos dice que la perfección de las personas en el Antiguo Testamento sucede junto con la perfección de los santos del Nuevo Testamento, lo cual definitivamente apoya el uso del tiempo futuro para la salvación de Eva.

Y todos éstos (gigantes de la fe del Antiguo Testamento), aunque recibieron buen testimonio por la fe, no recibieron el cumplimiento de la promesa, para que no fuesen ellos perfeccionados aparte de nosotros; porque Dios había provisto algo mejor para nosotros. Heb 11:39-40

Jesús murió para que todos los hombres san salvos, y Él es el Salvador de todos los hombres, especialmente aquellos que creen. 1 Tim 4:10. Esto ciertamente se aplica a aquellos que vivieron en los tiempos del Antiguo Testamento como también a aquellos que vivieron en los tiempos del Nuevo Testamento. ¿Qué sucedió con aquellas personas del Antiguo Testamento mientras esperaban que la salvación de los santos los sacara adelante? No sabemos mucho acerca de la vida después de la muerte, pero tenemos referencias acerca de que el tiempo es irrelevante allí y que es un lugar temporal y provisorio antes del juicio, para el cual 4 Esdras tiene la explicación más minuciosa que esté disponible, teniendo en mente que un día allí podría ser mil años acá y viceversa.

_______________________________________

Capítulo Anterior | Próximo Capítulo