La Biblia Moderna en Español, (haga clic en el texto en verde)     Ir al índice de la biblia   
Deuteronomio 14

Capítulo Anterior | Próximo Capítulo

 1 [Moisés está hablando]. "Vosotros sois hijos de Jehovah vuestro Dios: No sajaréis vuestros cuerpos ni raparéis vuestras cabezas por causa de algún muerto.

 2 Porque tú eres un pueblo santo para Jehovah tu Dios; Jehovah te ha escogido de entre todos los pueblos que hay sobre la faz de la tierra, para que le seas un pueblo especial.

 3 "No comeréis ninguna cosa abominable.

 4 Éstos son los animales que podéis comer: la vaca, la oveja, la cabra,

 5 el venado, la gacela, el corzo, la cabra montés, el íbice, el antílope y la gamuza.

 6 Podréis comer todo animal que tiene las pezuñas partidas, hendidas en dos mitades, y que rumia.

 7 Pero de los animales que rumian o de los que tienen la pezuña partida no comeréis éstos: El camello, la liebre y el conejo os serán inmundos, porque rumian pero no tienen la pezuña partida.

 8 También os será inmundo el cerdo, porque tiene pezuña partida pero no rumia. No comeréis su carne, ni tocaréis sus cuerpos muertos.

 9 "Éstos podréis comer de todo animal acuático: Podréis comer todo lo que tiene aletas y escamas.

 10 Pero todo lo que no tiene aletas ni escamas no lo comeréis; os será inmundo.

 11 "Podréis comer toda ave limpia.

 12 Pero éstas son las aves que no comeréis: el águila, el quebrantahuesos, el azor,

 13 el falcón, el milano y el buitre, según sus especies;

 14 todo cuervo según su especie;

 15 el avestruz, el corvejón, la gaviota y el halcón, según sus especies;

 16 la lechuza, el búho, el calamón,

 17 el pelícano, el gallinazo, el somormujo,

 18 la cigüeña y la garza, según sus especies; la abubilla y el murciélago.

 19 "Todo insecto alado os será inmundo; no se comerá.

 20 "Podréis comer toda criatura que vuela y que sea limpia.

 21 "No comeréis ningún animal mortecino. Lo podrás dar al forastero que está en tus ciudades, para que él lo coma; o lo venderás a un extranjero. Porque tú eres un pueblo santo para Jehovah tu Dios. "No guisarás el cabrito en la leche de su madre.

 22 "Sin falta darás el diezmo de todo el producto de tu semilla que el campo rinda año tras año.

 23 Delante de Jehovah tu Dios, en el lugar que él haya escogido para hacer habitar allí su nombre, comerás el diezmo de tu grano, de tu vino nuevo, de tu aceite, de los primerizos de tu ganado y de tu rebaño, a fin de que aprendas a temer a Jehovah tu Dios, todos los días.

 24 Si el camino es largo y tú no puedes transportar el diezmo, cuando Jehovah tu Dios te bendiga, porque está muy lejos de ti el lugar que Jehovah tu Dios haya escogido para poner allí su nombre,

 25 entonces lo darás en dinero. Tomarás el dinero contigo e irás al lugar que Jehovah tu Dios haya escogido.1

 26 Entonces darás el dinero por todo lo que apetezcas: vacas, ovejas, vino, licor o por cualquier cosa que desees. Y comerás allí delante de Jehovah tu Dios, y te regocijarás tú con tu familia.

 27 No desampararás al levita que habite en tus ciudades, porque él no tiene parte ni heredad contigo.

 28 "Al final de cada tres años, sacarás todo el diezmo de tus productos de aquel año y lo guardarás en tus ciudades.

 29 Entonces vendrán el levita que no tiene parte ni heredad contigo, el forastero, el huérfano y la viuda que haya en tus ciudades. Ellos comerán y se saciarán, para que Jehovah tu Dios te bendiga en toda obra que hagas con tus manos.2


Capítulo Anterior | Próximo Capítulo

Para ver el(los) versículo(s) mostrado(s) paralelamente en Nueva Intl, Reina Valera, y La Biblia de las Américas, haga click aquí.
_______________________________________

1 El dinero no era parte de los diezmos. El dinero sólo era usado para viajar al lugar que el Señor había señalado, si era muy lejos para llevar todo el producto de la tierra para comer con gozo ante el Señor.

2 Los diezmos entonces eran usados para proveer comida para el dueño de los productos y de aquellos que estuvieran dentro de sus puertas, que necesitaran una comida: los levitas, los extranjeros, los huérfanos, y las viudas. Este no era un medio de sostenimiento para la sinagoga o los sacerdotes dentro de ella. Y no olvide que debido a que el sacerdocio fue sustituído con el sacerdocio eterno de Jesucristo, y su sacrificio eterno, todos los diezmos fueron abolidos junto con el sacerdocio levita, Heb 7.

_______________________________________

Capítulo Anterior | Próximo Capítulo