La Biblia Moderna en Español, (haga clic en el texto en verde)     Ir al índice de la biblia   
Mateo 28

Capítulo Anterior

 1 Después del sábado, al amanecer del primer día de la semana, vinieron María Magdalena y la otra María para ver el sepulcro.

 2 Y he aquí, hubo un gran terremoto; porque el ángel del Señor descendió del cielo, y al llegar removió la piedra y se sentó sobre ella.

 3 Su aspecto era como un relámpago, y su vestidura era blanca como la nieve.

 4 Los guardias temblaron por miedo de él y quedaron como muertos.

 5 Y respondiendo el ángel dijo a las mujeres: --No temáis vosotras, porque sé que buscáis a Jesús, quien fue crucificado.

 6 No está aquí, porque ha resucitado, así como dijo. Venid, ved el lugar donde estaba puesto.

 7 E id de prisa y decid a sus discípulos que ha resucitado de entre los muertos. He aquí va delante de vosotros a Galilea. Allí le veréis. He aquí os lo he dicho.

 8 Entonces ellas salieron a toda prisa del sepulcro con temor y gran gozo, y corrieron a dar las nuevas a sus discípulos.

 9 Y he aquí, Jesús les salió al encuentro, diciendo: --¡Os saludo! Y acercándose ellas, abrazaron sus pies y le adoraron.

 10 Entonces Jesús les dijo: --No temáis. Id, dad las nuevas a mis hermanos, para que vayan a Galilea. Allí me verán.

 11 Entre tanto que ellas iban, he aquí algunos de la guardia fueron a la ciudad y dieron aviso a los principales sacerdotes de todas las cosas que habían acontecido.

 12 Ellos se reunieron en consejo con los ancianos, y tomando mucho dinero se lo dieron a los soldados,

 13 diciendo: "Decid: 'Sus discípulos vinieron de noche y lo robaron mientras nosotros dormíamos.'

 14 Y si esto llega a oídos del procurador, nosotros le persuadiremos y os evitaremos problemas."

 15 Ellos tomaron el dinero e hicieron como habían sido instruidos. Y este dicho se ha divulgado entre los judíos hasta el día de hoy.

 16 Pero los once discípulos se fueron a Galilea, al monte donde Jesús les había mandado.

 17 Cuando le vieron, le adoraron; pero algunos dudaron.

 18 Jesús se acercó a ellos y les habló diciendo: "Toda autoridad me ha sido dada en el cielo y en la tierra.

 19 Por tanto, id y enseñad a todas las naciones, bautizándoles en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo,1

 20 y enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado. Y he aquí, yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo."2 Amén. [De modo que sus verdaderos discípulos deben enseñarnos a todos a observar todos sus mandatos; pero la cristiandad ignora todos sus mandatos. Los discípulos ya no están vivos sobre la tierra esperando el fin del mundo; esta declaración no tiene sentido, a menos que usted se de cuenta que el fin del mundo es una experiencia personal — como lo fue para los discípulos — porque ellos vieron el fin del mundo. Cuando usted ha sido crucificado, y el mundo ha crucificado a usted, Gál 6:14, el mundo termina a medida que usted entra en una dimensión diferente y paralela, el reino de Dios que está dentro y alrededor de nosotros. El mundo pasa de nuestra vista cuando entramos en el reino.]


Capítulo Anterior

Para ver el(los) versículo(s) mostrado(s) paralelamente en Nueva Intl, Reina Valera, y La Biblia de las Américas, haga click aquí.
_______________________________________

1 Id y enseñad en todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Este versículo es objeto de controversia ya que la iglesia de Roma lo agregó para apoyar su invento de la trinidad, sin ninguna mención en todas las Escrituras, principalmente basado en dos evidencias:

  1. El evangelio Shem Tov de Mateo, una copia del evengelio en hebreo (todas las otras copias están en griego), la cual no menciona el bautismo, si no que dice esto en su lugar:
    Mat 28:19-20 "Vayan y enséñenles a cumplir todas las cosas que les he mandado para siempre."

  2. la comisión de Pablo que Jesús le dio directamente a Pablo, como se encuentra a continuación, sin ninguna mención de ser enviado a bautizar:

Yo te libraré del pueblo [judío] y de los gentiles, a los cuales ahora yo te envío
para abrir sus ojos, para que se conviertan de las tinieblas a la luz y del poder de Satanás a Dios, para que reciban perdón de pecados una liberación de la esclavitud del pecado y una herencia entre los santificados y purificados por la fe en mi. Hechos 26:17-18


lo cual Pablo explica aún más:

Doy gracias a Dios que no bauticé a ninguno de vosotros, sino a Crispo y a Gayo,
para que nadie diga que ha sido bautizado en mi nombre (pero también bauticé a los de la casa de Estéfanas; en cuanto a los demás, no sé si bauticé a algún otro). 
Porque Cristo no me envió a bautizar, sino a predicar el evangelio; no con sabiduría de palabras, para que no sea hecha vana la cruz de Cristo.
1 Cor 1:14-17

La secta romana es conocida por haber añadido definitivamente todas estas palabras: "en el cielo: el Padre, el Verbo y el Espíritu Santo, y estos tres son uno" a 1 Juan 5:7 para apoyar su invento de la "trinidad", como se discute en la nota 2 de 1 Juan 5, la cual hace referencia el versículo 7. Piense en la luz natural: cuando se pasa la luz blanca a través de un prisma de cristal, sale como un arco iris de siete diferentes colores: infrarrojo, rojo, naranja, verde, azul, violeta, ultravioleta; pero todos ellos son parte de la misma luz. Jesús, el Espíritu Santo, y el Padre son manifestaciones del mismo Espíritu único, no las tres personas de la trinidad. Los siete espíritus de Dios son manifestaciones del único Espíritu también, pero no son un dios de siete cabezas. El invento de la "trinidad" en sí es bastante trivial, pero el ser enviados a bautizar a la gente comparado con ser enviados a predicar el evangelio de arrepentimiento con la liberación de la esclavitud (remisión) del pecado es una distorsión radical. Se crea una falsa "Gran Comisión", que pone atención especial en bautizar con agua para lavar la suciedad exterior, en lugar de hacer discípulos libres de pecado, quienes cuando son lavados con el agua de la palabra para ser limpiados por fuera y por dentro, entonces son bautizados con el fuego del Espíritu Santo.

Existe otra gran razón por la cual este versículo probablemente es una falsificación. Este es el único versículo en toda la Biblia que dice "en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo;" pero hay muchos versículos que dicen "en el nombre de Jesús:" "en su nombre" y "en el nombre de Jesús" y "en mi nombre" y "en el nombre de nuestro Señor Jesucristo." Sólo hay una mención de "en el nombre del Padre" cuando Jesús dijo que Él vino en el nombre del Padre, y no hay ni una sola mención de "en el nombre del Espíritu Santo" en toda la Biblia; de hecho, Jesús nos dijo que "la voluntad del Padre enviaría el Espíritu Santo en mi nombre", el nombre de Jesús. Pareciera que este es otro versículo falsificado que fue insertado para apoyar el Dios de tres personas inventado por la secta romana, la trinidad, lo cual tiene tres serios problemas: 1) la palabra trinidad no puede ser hallada en toda la Biblia, 2) esto entra en conflicto con las varias declaraciones de la Biblia que dicen "un Dios, el Padre", y 3) el Padre y Jesús no son personas porque ellos llenan toda la tierra y los cielos. La "trinidad" es sólo otra imagen inventada para adorar, la cual es adorada por la secta romana, las sectas ortodoxas, y la gran mayoría de las sectas protestantes.

Cualquiera que sea la comisión adecuada, nadie debe de ir a predicar o enseñar a menos que hayan sido capacitados, perfeccionados, y restaurados a la imagen de Dios que Adán tenía antes de caer, y luego enviados por el Señor de la cosecha, y el Espíritu de Dios les dice exactamente a dónde ir, cuando ir, y qué decir cuando lleguen. El profeta que se atreva a hablar en mi nombre una palabra que yo no le haya mandado hablar, o que hable en nombre de otros dioses, ese profeta morirá. Deut 18:20

El maestro es Cristo. Usted es un pupilo ciego. Si el pupilo comienza enseñado antes que el maestro le haya autorizado, entonces el pupilo piensa que él puede ver y es superior al maestro. (Lucas 6:39-40). Jesús : El que habla de sí mismo busca su propia gloria; pero el que busca la gloria del que le envió, éste es verdadero, y en él no hay injusticia. Juan 7:18. Si usted está hablando y/o trabajando para Dios sin que Él le ordene específicamente cada palabra y acción, entonces usted está fundamentalmente afirmando que sus propias palabras y acciones son superiores a lo que las palabras de Jesús hubieran sido si él hubiera hecho sus decisiones acerca de qué decir y hacer; et el que habla de sí mismo busca su propia gloria. Juan 7:18. El Señor de la cosecha envía específicamente a sus obreros individuales. Usted debe ser nombrado explícitamente, o dotado por el Espíritu Santo, antes de ser autorizado, lo que no incluye caminar a través de puertas abiertas, con un sentimiento, con una carga en su corazón, con un toque de Dios (que es sólo su llamada a buscarle), o porque usted quiere. Tal autorización viene directa y específicamente de él; usted le oye decir: ahora eres un maestro, o: predica arrepentimiento con la liberación de la esclavitud del pecado. La cristiandad, en su arrogancia, lee este pasaje, (Mat 28:19), y asume que se aplica a sí mismos, porque lo han leído; pero leen "Sed perfectos como vuestro Padre celestial es perfecto" y "Le disciple n'est pas au-dessus de son maître, mais tout homme qui est parfait, [purifié, restauré à l'image spirituel de Dieu, spécifiquement autorisé, et rendu parfait,] sera comme son maître." y asumen que no se les aplica. El discípulo no perfeccionado es una guía ciego, a quien Jesús dijo que no fuéramos.

2 enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado. Y he aquí, yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo.

Enseñándoles a que guarden todas las cosas que os he mandado.

De modo que sus verdaderos discípulos deben enseñarnos a todos a observar todos sus mandatos. Pero la cristiandad ignora todos sus mandatos. De la Palabra del Señor en el interior: "Ellos han destripado a Jesús. Han hecho a la Biblia hueca." ¿Dónde están la enseñanza de los mandatos de Cristo hoy en día? ¿Y quién le está mostrando a la gente cómo ser obedientes todos sus mandatos?

¿Qué? ¿No su predicador? Entonces él no es un discípulo de Cristo, sino un ministro de Satanás, transformen [disfrazándose] como un ministro de justificación. 2 Cor 11:14-15. Y la lista presentada anteriormente contiene sólo unos pocos de los mandamientos de Jesús: haga click aquí para ver muchos más. Por lo tanto: ¡Salid de ella, pueblo mío, para que no participéis de sus pecados y para que no recibáis sus plagas! Apoc 18:4

Estoy con ustedes todos los días hasta el fin del mundo.

Los discípulos ya no están vivos sobre la tierra esperando el fin del mundo. Esta declaración no tiene sentido, a menos que usted se de cuenta que el fin del mundo es una experiencia personal — como lo fue para los discípulos — porque ellos vieron el fin del mundo. Y el mundo está pasando, y sus deseos; pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre. 1 Juan 2:17. De modo que el mundo con sus deseos y pasiones desaparecen, crucificados con la ayuda del Espíritu. Después que somos purificados, Cristo regresa para establecer su Reino dentro de nosotros, y el mundo como lo conocemos desaparece. Entramos en una dimensión diferente — un paraíso o reino de los cielos. Estas cosas les acontecieron como ejemplos y están escritas para nuestra admonición, para nosotros sobre quienes ha llegado [tiempo pasado] el fin de las edades. 1 Cor 10:11

El mundo termina cuando usted entra en una dimensión diferente y paralela, el reino de Dios que está dentro y alrededor de nosotros — es una dimensión diferente en la cual vivir, una dimensión espiritual donde entrar por medio de la tribulación personal mientras todavía estamos físicamente en la tierra; y entonces podemos vivir allí para siempre. Pero, a menos que usted entre en el reino del cielo en esta vida, usted nunca tendrá una herencia en el reino de Cristo o Dios. El apóstol Pablo nos ayuda a entender el reino de Dios dentro y entre nosotros, escribiendo en el libro de los Hechos: Dios ... no está lejos de ninguno de nosotros, porque "en él vivimos, nos movemos y somos". Hechos 17:27-28 — pero nosotros no sabemos esto, porque estamos en una dimensión física más baja. La dimensión física comparte el mismo espacio que las dimensiones espirituales más altas; un solo Dios y Padre de todos, quien es sobre todos, a través de todos y en usted todos. Efe 4:6. Entrar en el reino de Dios dentro y alrededor de nosotros, es ser trasladado dramáticamente a la dimensión espiritual de consciencia y de vista, en unión con Cristo y con Dios, pero mientras caminamos sobre la tierra por medio de la luz de Dios. El mundo pasa de nuestra vista cuando entramos en el reino.

De la Palabra del Señor en el interior:

_______________________________________

Capítulo Anterior