La Biblia Moderna en Español, (haga clic en el texto en verde)     Ir al índice de la biblia   
Proverbios 28

Capítulo Anterior | Próximo Capítulo

 1 Huye el impío sin que nadie lo persiga, pero los justos están confiados como un león.

 2 Por la rebelión del país se multiplican sus gobernantes, pero por el hombre de entendimiento y de inteligencia permanecerá.

 3 El hombre pobre que oprime a los más débiles es como lluvia torrencial que deja sin pan.

 4 Los que abandonan la ley alaban a los impíos, pero los que guardan la ley contenderán con ellos.

 5 Los hombres malos no entienden el derecho, pero los que buscan a Jehovah lo entienden todo.1

 6 Mejor es el pobre que camina en su integridad que el de caminos torcidos, aunque sea rico.

 7 El que guarda la ley es hijo inteligente, pero el que se junta con glotones avergŁenza a su padre.

 8 El que aumenta sus riquezas con usura e intereses acumula para el que se compadece de los pobres.

 9 El que aparta su oído para no oír la ley, aun su oración es abominable.2

 10 El que hace errar a los rectos por el mal camino, él caerá en su propia fosa; pero los íntegros heredarán el bien.

 11 El hombre rico es sabio en su propia opinión, pero el pobre que es inteligente lo escudriña [a Dios].

 12 Cuando triunfan los justos, grande es la gloria; pero cuando se levantan los impíos, se esconden los hombres.

 13 El que encubre sus pecados no prosperará, pero el que los confiesa y los abandona alcanzará misericordia.

 14 Bienaventurado el hombre que siempre teme, pero el que endurece su corazón caerá en el mal.3

 15 León rugiente y oso que embiste es el gobernante impío sobre el pueblo empobrecido.

 16 El gobernante falto de entendimiento aumenta la extorsión, pero el que aborrece las ganancias deshonestas alargará sus días.

 17 El hombre que carga con un delito de sangre huirá hasta la fosa, y nadie lo detendrá.

 18 El que camina en integridad será salvo, pero el de caminos torcidos caerá en una fosa.

 19 El que cultiva su tierra se saciará de pan, pero el que persigue cosas vanas se saciará de pobreza.

 20 El hombre fiel tendrá muchas bendiciones, pero el que se apresura a enriquecerse no quedará impune.

 21 No es bueno hacer distinción de personas, pues un hombre puede delinquir hasta por un bocado de pan.

 22 El hombre de malas intenciones se apresura a enriquecerse, y no sabe que le ha de venir escasez.

 23 El que reprende al hombre hallará después mayor gracia que el que le lisonjea con la lengua.

 24 El que roba a su padre y a su madre, y dice que no es maldad, es compañero del destructor.

 25 El de ánimo altivo suscita contiendas, pero el que confía en Jehovah prosperará.

 26 El que confía en su propio corazón es un necio, pero el que camina en sabiduría estará a salvo.

 27 Al que da al pobre no le faltará, pero el que cierra sus ojos [para no ver a aquellos que están en necesidad] tendrá muchas maldiciones.

 28 Cuando se levantan los impíos, se ocultan los hombres; pero cuando perecen, los justos se engrandecen.


Capítulo Anterior | Próximo Capítulo

Para ver el(los) versículo(s) mostrado(s) paralelamente en Nueva Intl, Reina Valera, y La Biblia de las Américas, haga click aquí.
_______________________________________

1 Los que buscan a Jehovah lo entienden todo. Si usted ha recibido el ungimiento del Espíritu Santo, usted lo entiende todo: Pero vosotros tenéis la unción de parte del Santo y conocéis todas las cosas. 1 Juan 2:20. Y en cuanto a vosotros, la unción que habéis recibido de él permanece en vosotros, y no tenéis necesidad de que alguien os enseñe. Pero, como la misma unción os enseña acerca de todas las cosas, y es verdadera y no falsa, así como os enseñó, permaneced en él.1 Juan 2:27. Por lo tanto, si usted no conoce todas las cosas, usted todavía no ha recibido la unción del Espíritu Santo, y este Espíritu Santo le es dado a los que son obedientes. Hechos 5:32; y esta obediencia es a la palabra de Dios, que es oída en el interior de su corazón, Rom 10:8,17.

2 El que aparta su oído para no oír la ley, aun su oración es abominable. El cristianismo hoy en día dice: "No tenemos ley, la ley está muerta. Jesús canceló la ley, por lo tanto no hay necesidad de oír la ley, o ponerle atención a la ley." Pero la ley moral no está muerta; Pablo dice: Luego, ¿invalidamos la ley por la fe? ¡De ninguna manera! Más bien, confirmamos la ley, Rom 3:31; y si sois guiados por el Espíritu, no estáis bajo la ley, Gal 5:15. A menos que usted sea guiado por el Espíritu, la ley es su tutor. Si usted todavía no es guiado por el Espíritu de Dios, oyendo y obedeciendo sus mandamientos y si usted está ignorando la ley, entonces sus oraciones son una abominación.

¿Qué acerca de lo siguiente: Amen a Dios con todo su corazón, mente, alma y fuerza? y ¿Amen a su prójimo como a sí mismos, y no roben, y no comentan adulterio, y no den falso testimonio, y no codicien, y no maten, y honren a su padre y madre? Si usted piensa que puede seguir siendo un ladrón y obtener salvación, está extremadamente engañado. Si usted piensa que puede mentir o seguir siendo una persona egoísta en la carne, sin amar a su prójimo tanto como se ama a sí mismo, usted está extremadamente engañado. La ley define el pecado como algo que debe eliminarse; si no lo hacemos, Jesús dijo: 'de cierto os digo que todo aquel que practica el pecado es esclavo del pecado.' Juan 8:34. Si usted es esclavo del pecado, Jesús no puede ser su Señor. Jesús mismo dijo: ¡ustedes no pueden servir a dos señores! Lucas 16:13. La ley es nuestro recordatorio de que necesitamos la ayuda de Dios para poder dejar de pecar completamente. Seguir las porciones de la ley que tienen sentido común, lo mejor que podamos, no sólo es necesario, sino que es evidencia de nuestro arrepentimiento sincero de los pecado del pasado. El temor de Jehovah es aborrecer el mal, Prov 16:6 . Apártese de iniquidad todo aquel que invoca el nombre del Señor. 2 Tim 2:19.

Sin obediencia, usted no puede conocer a Jesús: Sabemos que le conocemos si obedecemos sus mandamientos. 1 Juan 2:3
Sin obediencia, usted no puede amar a Jesús: Si alguno me ama, obedecerá mis enseñanzas. Juan 14:23
Sin obediencia, usted no es un amigo de Jesús: Vosotros sois mis amigos, si hacéis lo que yo os mando. Juan 15:14
Sin obediencia, usted no puede haber nacido otra vez mientras todavía está pecando: Todo aquel que ha nacido de Dios no practica el pecado. 1 Juan 3:9

Vea ¿Está muerta la ley? Para el favor de Dios sí, pero la obediencia todavía es necesaria para más explicación de que la Ley todavía se aplica.

3 El que endurece su corazón caerá en el mal. Si oís hoy su voz, no endurezcáis vuestros corazones. Hebreos 4:7. Mirad que no rechacéis al que habla. Porque si no escaparon aquellos que en la tierra rechazaron al que advertía, mucho menos escaparemos nosotros si nos apartamos del que advierte desde los cielos. Hebreos 12:25.Del Diario de Jorge Fox:

Pero nosotros decidimos oír al Hijo, como el Padre y él nos mandan; y al oír al Hijo, oímos al Padre también, como las escrituras testifican. Porque la carta a los Hebreos dice: "Dios, habiendo hablado en otro tiempo muchas veces y de muchas maneras a los padres por los profetas, en estos últimos días nos ha hablado por el Hijo:" note que Dios nos ha hablado a nosotros (sus apóstoles, discípulos, y su iglesia), por medio de su Hijo.

Y aunque algunos han objetado que "aunque Cristo el habló a sus discípulos y a los judíos en los días de su carne, sin embargo desde su resurrección y ascensión él no nos habla ahora."

La respuesta es: los judíos no podían oír su voz celestial en ese entonces, ni tampoco pueden aquellos que dicen que son cristianos, pero hoy están en la misma naturaleza en la que estaban los judíos en ese entonces. Pero los discípulos de Cristo, que aprendieron de él, oyeron su voz entonces y la oyen ahora.

Después que Cristo había resucitado, habló con el apóstol Pablo y con el resto de los discípulos, incluyendo a Juan, cuando escribió el Apocalípsis. Y los apóstoles le dijeron a los Hebreos: Mirad que no rechacéis al que habla. Porque si no escaparon aquellos que en la tierra rechazaron al que advertía, mucho menos escaparemos nosotros si nos apartamos del que advierte desde los cielos, quienes ignoraron y resistieron a Moisés, y quienes murieron bajo la mano de dos o tres testigos. Aquellos que resistieron la ley de Moisés (quien habló en la tierra), murieron por causa de ella sin misericordia.

Esa era una muerte natural. Pero aquellos que ignoran al que habla del cielo, ignoran su salvación. Por lo tanto, mientras todavía esté de dia, no dejen de oír su voz. Aquellos que ignoran su voz mientras todavía es de día, endurecen sus corazones. Heb 3:15

El apóstol dijo que Dios, habiendo hablado en otro tiempo muchas veces y de muchas maneras a los padres por los profetas; en estos últimos días nos ha hablado por el Hijo, note, nos ha hablado por medio de su Hijo. Y por esta razón, Juan dijo en el Apócalípsis: "El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias." Apoc 2:7. "Y se nos dice que Cristo nos habla desde el cielo." Heb 12:25.

_______________________________________

Capítulo Anterior | Próximo Capítulo