La Biblia Moderna en Español, (haga clic en el texto en verde)     Ir al índice de la biblia   
Juan 10:3,16

Mostrar el Capítulo y las notas   

 3 A él le abre el portero, y las ovejas oyen su voz. A sus ovejas las llama por nombre y las conduce afuera. [Él las saca fuera de su esclavitud al pecado, Juan 8:31-32, fuera del mundo hacia el reino, a caminar en la luz, Juan 8:12. De la Palabra del Señor en el interior: "Oirás su voz cuando Él te llama". Usted oirá la voz del Señor por primera vez después que nos hayamos sometido al bautismo de fuego y muerte para ser resucitados como una nueva criatura, criada al reino.]

 16 "También tengo otras ovejas que no son de este redil. A ellas también debo llamar para guiarlas, y oirán mi voz.3 Así habrá un solo rebaño y un solo pastor. [Las otras ovejas son los gentiles. Primero, usted es llamado por Él; si usted responde al buscar aprender directamente de Él, Él lo guiará a perder su vida egoísta en la cruz interna de la negación propia. Para seguirle a Él, usted debe obedecer sus mandatos que usted oye de la voz apacible y delicada, la Palabra del Señor dentro de su corazón que le habla a usted, ordenando sus muchas obras de arrepentimiento. Él lo guía a usted fuera de la oscuridad a la luz, fuera del pecado a la justicia, y fuera del mundo con su lujuria y deseos hacia su reino. Entonces usted oye su voz como trueno sobre las aguas por primera vez; con esa voz por el resto de su vida en la tierra, el Señor lo guía para realizar obras obedientes de justicia de acuerdo a la voluntad de Dios, mostrando el amor y poder de Dios al mundo, dándole honor y gloria a Dios.]

Juan 11:25-26,43

Mostrar el Capítulo y las notas   

 25 Jesús le dijo: --Yo soy la resurrección y la vida. El que cree en mí, aunque muera, vivirá.

 26 Y todo aquel que vive y cree en mí no morirá para siempre.2 ¿Crees esto? [Jesús acaba de decir que uno debe vivir en él, y después, creer en Él, (estando en Él, usted cree en Él), (ambas cosas juntas), para tener vida eterna. De la Palabra del Señor en el interior: "¿Qué debes hacer para heredar la vida eterna? — lo que todos deben hacer: guardar los mandamientos, tomar tu cruz, y seguirme. Las obras de mi Padre deben ser hechas por todos si quieren heredar la vida eterna."]

 43 Habiendo dicho esto, llamó a gran voz: --¡Lázaro, ven fuera!3 [Al igual que la resurrección de Lázaro, después de que tú sometas al bautismo de la muerte, el Señor te llama por tu nombre para "ven fuera" y ser resucitado con Él a una novedad de vida. El bautismo de la muerte, el ser sepultado, el ser resucitado con Él, y la novedad de vida no deben ser imaginados, asumidos, o presumidos. De la Palabra del Señor en el interior: "Usted es resucitado a una nueva vida, no sólo una imitación. Él es uno con nosotros y está siempre presente. La nueva vida es tan radicalmente diferente como un hombre que ha vivido en un subterráneo toda su vida, y que de repente sale a la superficie para ver el sol, el cielo, la vegetación, el viento, las estrellas, los colores".]

Juan 5:24-25

Mostrar el Capítulo y las notas   

 24 De cierto, de cierto os digo que el que oye mi palabra y cree [depende, confía, obedece] al que me envió tiene vida eterna. El tal no viene a condenación, sino que ha pasado [verbo pasado] de muerte a vida.3 [Hay una voz del Señor que es como un trueno sobre las aguas descrita en muchos pasajes del Antiguo Testamento. Esto es radicalmente diferente que la voz apacible y delicada que oímos desde el interior de nuestros corazones proveniente del Espíritu Santo. La Palabra del Señor en el interior y el Espíritu Santo nos hablan con palabras de Jesús, por lo tanto, estamos escuchando de el Hijo de Dios. Pero a menos que podamos realmente escuchar la Voz del Señor, no vamos a saber con certeza que es el Señor quien nos habla. De la Palabra del Señor en el interior: "Siempre tendrás dudas hasta que oigas su voz. Mi voz es como un trueno sobre las aguas. Oirás su voz cuando Él te llama". Usted oirá la voz del Señor por primera vez después que nos hayamos sometido al bautismo de fuego y muerte para luego ser llamados a venir fuera y resucitados como una nueva criatura, y entonces conocerá su voz; cuando oyes su voz por primera vez, has pasado de la muerte a la vida; y una vez que hayas oído su voz como un trueno sobre las aguas, siempre sabrá si el Señor ue le habla o no.

Esta es la vida que Adán perdió en su caída en el jardín, cuando su acceso al árbol de la vida le fue cortado; los hombres llegaron a estar muertos para la vida de Dios. Y cuando usted pasa de la muerte a la vida, usted entra en el paraíso para una vez más comer del árbol de la vida, siendo trasladado al reino de los cielos mientras está en la tierra para vivir en unión con Cristo y el Padre. Todo esto se debe experimentar, no asumir con altas nociones.]

 25 De cierto, de cierto os digo, viene la hora y ahora es, cuando los muertos oirán la voz del Hijo de Dios, y los que la oyen vivirán. [No hay una sola resurrección de los muertos para todos los hombres de todas las edades que el cristianismo enseña, porque como Pablo escribió: "y cuando estábamos (el tiempo pasado) muertos en nuestros pecados, nos dio (el tiempo pasado) vida en unión y comunión con Cristo. ¡Por gracia sois salvos! Y nos resucitó (el tiempo pasado) juntamente [con Cristo], y nos hizo (el tiempo pasado) sentar en los lugares celestiales en Cristo Jesús". Efe 2:5-6. Pablo y algunos de los efesios ya habían resucitado de estar muertos en sus pecados.

Por causa de Adán, todos estamos muertos en nuestros pecados, muertos a la vida de Dios, Gen 2:17,3:24, estando cortado nuestro acceso al árbol de la vida. Para pasar de la muerte a la vida, primero debemos escuchar al Espíritu Santo y la Palabra del Señor en el interior para oír y obedecer sus muchas enseñanzas y órdenes. Luego, con larga persistencia y paciencia en hacer obras de arrepentimiento obediente, experimentamos el bautismo de fuego y muerte, para luego oír la Voz del Señor como un trueno sobre las aguas mientras pasamos de la muerte a la vida y hacia el reino.]

Isaías 49:6,9

Mostrar el Capítulo y las notas   

 6 dice: "Poca cosa es que tú seas mi siervo para levantar a las tribus de Israel y restaurar a los preservado de Israel. Yo te pondré como luz para las naciones, a fin de que seas mi salvación hasta el extremo de la tierra."1

 9 para que digas a los presos: '¡Ven fuera!'; y a los que están en tinieblas: '¡Sé iluminado!' En los camino serán apacentados, y en todas las cumbres áridas estarán sus pastizales. [Las palabras "Sé iluminado" significan que el velo de las tinieblas es removido y entras en la luz maravillosa de Dios por la cual entonces eres guiado y dirigido.]

Para ver el(los) versículo(s) mostrado(s) paralelamente en Nueva Intl, Reina Valera, y La Biblia de las Américas, haga click aquí.