La Biblia Moderna en Español, (haga clic en el texto en verde)     Ir al índice de la biblia   
1 Crónicas 16:11

Mostrar el Capítulo y las notas   

 11 Buscad a Jehovah y su poder; añorad y buscad su rostro, estar en su presencia continuamente.1 [Vaya al interior para buscar a Dios porque lo que se conoce acerca de Dios se revela en ellos, Rom 1:19. Dios y Cristo sólo se conocen por medio de la revelación. Mat 11:27. Bienaventurados los de limpio corazón, porque ellos verán a Dios. Mat 5:8. Y todo aquel que tiene esta esperanza en él, se purifica a sí mismo, como él [Jesús] también es puro. 1 Juan 3:3. De la Palabra del Señor en el interior: "Nosotros estamos en Su presencia; en el reino estamos de pie ante Dios y sus santos ángeles; contemplamos Su belleza. Nosotros estamos en la presencia de Dios pronunciando su palabras como Él nos las ordenó."]

2 Corintios 4:6

Mostrar el Capítulo y las notas   

 6 Porque Dios, quien mandó a que la luz resplandeciera de las tinieblas, ha resplandecido en nuestros corazones, para dar la luz del conocimiento de la gloria de Dios en el rostro de Jesucristo.1 [Jesús aparece en el corazón purificado de los creyentes — y allí es visto. En Mateo, Marcos, y Lucas, se registra a Jesús diciendo que algunos de los que estaban con él en ese entonces, 2000 años atrás, verían su gloriosa venida en las nubes con el reino antes de morir. Además, Pablo, Jesús predicando, Jesús en Apocalipsis, Pedro, Santiago, y Juan, — todos dijeron pronto, el tiempo está cerca, un corto tiempo, él está a las puertas. Sería un engaño cruel estar esperando que Él aparezca, si las 100 generaciones pasadas de creyentes en realidad no tenían ninguna esperanza de verlo alguna vez.]

2 Corintios 3:18

Mostrar el Capítulo y las notas   

 18 Por tanto, todos nosotros, mirando a cara descubierta, contemplamos como en un espejo la gloria del Señor, somos transformados de gloria en gloria en la misma imagen, por el Espíritu del Señor.4

Para ver el(los) versículo(s) mostrado(s) paralelamente en Nueva Intl, Reina Valera, y La Biblia de las Américas, haga click aquí.