La Biblia Moderna en Español, (haga clic en el texto en verde)     Ir al índice de la biblia   
Hechos 14:22

Mostrar el Capítulo y las notas   

 22 fortaleciendo el ánimo de los discípulos y advirtiéndoles y exhortándolos a perseverar firmes en la fe, diciéndoles: "Es preciso que a través de muchas pruebas y tribulaciones entremos en el reino de Dios."1 [La tribulación es dolor y sufrimiento, lo cual destruye el pecado y produce paciencia. Obtener pureza en la tierra por medio de la crucifixión de la naturaleza humana egoísta no es fácil; pero la pureza en la tierra es mucho menos dolorosa que la purificación en el infierno, y la recompensa por obtener el reino mientras estamos en la tierra es ser un rey y sacerdote para Dios con eterna paz, continuo gozo, y delicias para siempre. Todos pasan por el fuego, en esta vida o en la siguiente. De la Palabra del Señor en el interior: "El dolor ya sea en esta vida o en la próxima". Las marcas [la severidad] de los azotes purifican del mal, y los golpes purifican al corazón. Pro 20:30]

Hebreos 12:6-11

Mostrar el Capítulo y las notas   

 6 Porque el Señor disciplina al que ama y flagela a todo el que recibe como hijo.4 [Las marcas de los azotes purifican del mal, y los golpes purifican al corazón, Prov 20:30.]

 7 Soporta tus pruebas con el sufrimiento como disciplina [no un castigo, sino un entrenamiento de Dios para mejorar tu virtud]. Dios os trata como a hijos. Porque, ¿qué hijo es aquel a quien su padre no disciplina? [Somos hombres caídos, esclavos del pecado, quien debemos ser limpiados del pecado mediante la cruz interior de la abnegación, cual incluye pruebas con sufrimiento para librarnos del pecado. Tu fe es puesta a prueba por las pruebas. ¿Es lo suficientemente fuerte para durar a través del sufrimiento, o te ofende y dejas de buscar a Dios como tu primera prioridad? Las pruebas y tribulaciones no ocurren hasta que el Señor lo juzga listo tu fe lo suficientemente fuerte como para soportar el sufrimiento.]

 8  Pero si estáis sin la disciplina de la cual todos [hijos verdaderos de Dios] deben compartir, entonces sois ilegítimos,5 y no hijos. [El que ha padecido en la carne ha terminado con el pecado, para vivir el tiempo que le queda en la carne, no en las pasiones de los hombres, sino [vivir] a la voluntad de Dios. 1 Ped 4:1-2]

 9 Además, teníamos a nuestros padres carnales que nos disciplinaban y les respetábamos. ¿No obedeceremos con mayor razón al Padre de los espíritus, y viviremos?

 10 Ellos nos disciplinaban por pocos días como a ellos les parecía, mientras que él nos disciplina para bien, a fin de que participemos de su santidad.6

 11 Ahora toda disciplina [pruebas] parece dolorosa por el momento, no gozosa, pero luego recompensa el fruto apacible de la paz y la justicia a los probados para ella. [Yo castigo [reprendo, disciplino] a todos los que amo. Apoc 3:19]

Mostrar el Capítulo y las notas   

Para ver el(los) versículo(s) mostrado(s) paralelamente en Nueva Intl, Reina Valera, y La Biblia de las Américas, haga click aquí.