La Biblia Moderna en Español, (haga clic en el texto en verde)     Ir al índice de la biblia   
Hechos 14:22-23

Mostrar el Capítulo y las notas   

 22 fortaleciendo el ánimo de los discípulos y advirtiéndoles y exhortándolos a perseverar firmes en la fe, diciéndoles: "Es preciso que a través de muchas pruebas y tribulaciones entremos en el reino de Dios."1 [La tribulación es dolor y sufrimiento, lo cual destruye el pecado y produce paciencia. Obtener pureza en la tierra por medio de la crucifixión de la naturaleza humana egoísta no es fácil; pero la pureza en la tierra es mucho menos dolorosa que la purificación en el infierno, y la recompensa por obtener el reino mientras estamos en la tierra es ser un rey y sacerdote para Dios con eterna paz, continuo gozo, y delicias para siempre. Todos pasan por el fuego, en esta vida o en la siguiente. De la Palabra del Señor en el interior: "El dolor ya sea en esta vida o en la próxima". Las marcas [la severidad] de los azotes purifican del mal, y los golpes purifican al corazón. Pro 20:30]

 23 Y después de haber constituido ancianos para ellos en cada iglesia y de haber orado con ayunos, los encomendaron al Señor en quien habían creído.

Para ver el(los) versículo(s) mostrado(s) paralelamente en Nueva Intl, Reina Valera, y La Biblia de las Américas, haga click aquí.
_______________________________________

1 Pablo y Barnabás estaban advirtiéndoles y exhortándolos a perseverar firmes en la fe, diciéndoles: "Es preciso que a través de muchas pruebas y tribulaciones entremos en el reino de Dios." ¡Note! No se puede entrar en el reino de Dios a menos que usted haya sufrido muchas pruebas y tribulaciones sobrenaturales. Pedro concuerda: Puesto que Cristo ha padecido en la carne, armaos también vosotros con la misma actitud. Porque el que ha padecido en la carne ha roto con el pecado, para vivir el tiempo que le queda en la carne, no en las pasiones de los hombres, sino en la voluntad de Dios. 1 Ped 4:1-2... Pues para esto fuisteis llamados, porque también Cristo sufrió por vosotros, dejándoos ejemplo para que sigáis sus pisadas. 1 Ped 2:21 . Y Pablo dice otra vez: Fiel es esta palabra: Si morimos con él, también viviremos con él.  Si perseveramos, también reinaremos con él. Si le negamos, él también nos negará. 2 Tim 2:11-12.

O usted hace las paces con Dios aquí, por medio de la cruz y el sufrimiento en las tribulaciones, o hace las paces con Dios a través del horrible sufrimiento en el infierno. A medida que el hombre continúa viviendo en pecado, llena su copa con sus pecados; y cuando él muere todavía pecando, debe beber esa copa (el infierno) sin la ayuda del amor de Dios — Dios lo deja sufriendo sin su ayuda y consuelo, los cuales están disponible para el hombre en la tierra a través de la convicción de Dios, el arrepentimiento del hombre, y cuando entonces Dios quita el pecado de su corazón por medio de la gracia. En el infierno el hombre obtiene los deseos de su corazón en obsesión; él repite toda mala acción en su vida vez tras vez hasta que se enferma de ellas, y hasta que su deseo es "extinguido", un deseo a la vez. Esta es la experiencia torturadora y dolorosa del fuego y el azufre. Dios es un fuego consumidor y él quema esos deseos cuando el hombre llega a estar tan desesperado que haría cualquier cosa para ya no continuar ese deseo.

Entonces me llamarán, y no responderé; me buscarán con diligencia y no me hallarán,
por cuanto aborrecieron el conocimiento y no escogieron el temor de Jehovah.
No quisieron mi consejo y menospreciaron toda reprensión mía.
Entonces comerán del fruto de su camino y se saciarán de sus propios consejos.
Porque su descarrío matará a los ingenuos, y su dejadez echará a perder a los necios. Prov 1:28-32

Sin embargo, todo lo que termina bien es bueno; porque todos serán reconciliados con Dios: los pocos que son crucificados, purificados, y perfeccionados mientras están en la tierra con gran recompensa; y los muchos que son purificados en el infierno. "Y por medio de él [Jesús] reconciliar consigo mismo [el Padre] todas las cosas, tanto las cosas en la tierra y las cosas en los cielos, habiendo hecho la paz mediante la sangre de su cruz." Col 1:20. "Confiamos en el Dios viviente, quien es el salvador de todos los hombres, especialmente de los que creen." 1 Tim 4:10. Vea la página web, ¡Hay esperanza para todos los hombres y mujeres! para más detalles.

_______________________________________