La Biblia Moderna en Español, (haga clic en el texto en verde)     Ir al índice de la biblia   
Oseas 14:5,7

Mostrar el Capítulo y las notas   

 5 Yo seré a Israel como el rocío; él florecerá como lirio y echará sus raíces como el Líbano.

 7 Volverán y se sentarán bajo su sombra. Cultivarán el trigo y florecerán como la vid. Su fragancia será como el vino del Líbano.

Juan 15:4-6,8

Mostrar el Capítulo y las notas   

 4 "Permaneced [morar, continuar] en mí, y yo en vosotros. Como la rama no puede llevar fruto por sí sola, si no permanece en la vid, así tampoco vosotros, si no permanecéis en mí.

 5 Yo soy la vid, vosotros las ramas. El que permanece en mí y yo en él, éste lleva mucho fruto. Pero separados de mí, nada podéis hacer.

 6 Si alguien no permanece en mí, es echado fuera como rama, y se seca. Y las recogen y las echan en el fuego, y son quemadas.

 8 Si vosotros producís mucho fruto, mi Padre es honrado y glorificado, y mostráis que sois verdaderamente mis discípulos [verdaderos seguidores].2 [El fruto que este versículo menciona es el fruto del Espíritu Santo: amor, gozo, paz (quietud y confianza segura para siempre), paciencia (incluyendo longanimidad, constancia y perseverancia), amabilidad, bondad, fe, benignidad, (incluyendo mansedumbre y humildad), y dominio propio (dominio de los apetitos sensuales, deseos y pasiones). Gál 5:22-23. Todo aquel que no produce el fruto del Espíritu Santo en esta vida es echado en el fuego, así como las ramas de un árbol son podadas y echadas en el fuego. Esta es la prueba de un verdadero discípulo o seguidor de Jesús: producir fruto; y cuando un verdadero seguidor produce fruto, ¡el Padre es honorado y glorificado! Yo le pregunto: "¿alguna vez a oído de una meta más digna que traer honor y gloria a su creador?"]

Mostrar el Capítulo y las notas   

1 Corintios 3:7

Mostrar el Capítulo y las notas   

 7 Así que, ni el que planta es algo, ni el que riega; sino Dios, quien da el crecimiento.

Para ver el(los) versículo(s) mostrado(s) paralelamente en Nueva Intl, Reina Valera, y La Biblia de las Américas, haga click aquí.