La Biblia Moderna en Español, (haga clic en el texto en verde)     Ir al índice de la biblia   
Proverbios 8:34

Mostrar el Capítulo y las notas   

 34 Bienaventurado el hombre que me escucha, velando ante mis entradas cada día, esperando en los postes de mis puertas. [De la Palabra del Señor en el interior: "Sin nuestras promesas las almas están afligidas; con ellas el alma se establece en un tributo vigilante al Señor." Esperar y velar en un tributo al Señor; un tributo es algo que usted hace para mostrar que usted respeta y admira a alguien o algo. Mostrar respeto y admiración por Dios al esperar y velar por Él es el comienzo del amor de Dios.]

Apocalipsis 3:20

Mostrar el Capítulo y las notas   

 20 He aquí, yo estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y abre la puerta, entraré a él y cenaré con él, y él conmigo.6 [La puerta es el corazón de todo hombre; el tocar la puerta es ruego suave y anónimo de él para que usted se aparte del mal. El abrir la puerta es creer que sus ruegos son verdaderos y arrepentirse del mal que él expone, y cambiar su conducta de manera apropiada. El cenar con él es recibir más de su sabiduría que él derrama sobre usted en respuesta a su obediencia cuando usted hace caso a sus reproches. De la Palabra del Señor en el interior: "todo hombre ha oído el llamado al arrepentimiento".]

Juan 10:27,18:37

Mostrar el Capítulo y las notas   

 27 Mis ovejas oyen mi voz, y yo las conozco, y me siguen [obedecen].4 [De la Palabra del Señor en el interior: "Yo sólo conozco a aquellos que han sido crucificados". Él sabe todo, pero "conocerlo" a usted significa que él llega a ser uno con usted, lo cual ocurre después de que usted ha sido crucificado. Estos son creyentes muy avanzados a quienes Jesús ha resucitado y llevado al cielo y dentro de quienes Él mora a medida que ellos todavía caminan en la tierra también. Él guía con su voz todas las palabras que ellos dicen y todas las obras que ellos hacen, dándole honor y gloria a Dios.]

Mostrar el Capítulo y las notas   

 37 Entonces Pilato le dijo: --¿Así que tú eres rey? Jesús respondió: --Tú dices [correctamente] que soy rey. Para esto yo he nacido y para esto he venido al mundo: para dar testimonio a la verdad. Todo aquel que es de la verdad oye mi voz.2

Hebreos 4:7,12:25

Mostrar el Capítulo y las notas   

 7 Dios ha determinado otra vez un cierto día, diciendo por medio de David: "Hoy", después de tanto tiempo [Dios dio su juramento], como ya se ha dicho: Hoy si oís hoy su voz, no endurezcáis vuestros corazones [como en la provocación, y como en el día de la tentación en el desierto].

Mostrar el Capítulo y las notas   

 25 Mirad que no rechacéis al que habla. Porque si no escaparon aquellos que en la tierra rechazaron al que habló, mucho más seremos nosotros responsables si nos apartamos del que habla desde el cielo [el cual está en su corazón].9

Hechos 3:22-23

Mostrar el Capítulo y las notas   

 22 Porque ciertamente Moisés dijo [acerca de Jesús]: El Señor vuestro Dios os levantará, de entre vuestros hermanos, un profeta como yo. A él escucharéis en todas las cosas que os hable.

 23 Y sucederá que cualquier persona que no escuche y obedezca a aquel profeta será destruida; y alejada del pueblo.2 [Esto también se aplica a todos los hombres en todas las naciones porque Jesús, la luz en cada hombre, anónimamente le ruega a los hombres a alejarse de sus malos caminos; pero la mayoría de los hombres en su oscuridad ignoran esos ruegos, porque ellos aman su vida egoísta y pecaminosa. Si el hombre hace caso a esos ruegos, el Señor derrama más de su Espíritu sobre él, dándole un hambre de buscarle a Él aun más. Cuando ellos mueren, aquellos que no esperaron para escuchar y después obedecer al Señor serán expulsados del cielo, y sus almas serán destruidas. De la Palabra del Señor en el interior: "Todos están esperando que Jesús sea su excusa. Todos los hombres están sin excusa; si yo estuviera en silencio, ellos tendrían una excusa. Yo les he advertido y les he dado los requisitos, y les he predicado las exclusiones; ellos no deberían esperar nada más ni una conclusión. El camino es claro: escuchen y obedezcan."]

Para ver el(los) versículo(s) mostrado(s) paralelamente en Nueva Intl, Reina Valera, y La Biblia de las Américas, haga click aquí.