La Cruz Perdida de la Pureza



UNA COLECCIÓN

DE



MUCHAS EPÍSTOLAS SELECTAS A AMIGOS,


DE

ESE MINISTRO ANTIGUO, EMINENTE Y FIEL DE



JESUCRISTO,


Jorge Fox


Continuación del volumen 2

291.- A todas las reuniones de mujeres,
quienes son creyentes en la verdad.

Amigos,

Mantengan sus reuniones de mujeres en el poder de Dios, del cual el diablo está fuera;
y tomen su posesión de aquello de lo cual ustedes son herederos, y mantengan el orden del evangelio.
Porque el hombre y la mujer son ayuda idónea en la imagen de Dios,
y en justicia y santidad, en el dominio, antes de que ellos cayeran;
pero después de la caída en la transgresión, el hombre debía gobernar a su esposa;
pero en la restauración por medio de Cristo, a la imagen de Dios,
y a su justicia y santidad otra vez, en eso ellos son ayuda idónea, el hombre y la mujer,
como ellos eran antes de la caída.
Sara obedeció a Abraham, y le llamó señor.
Abraham también obedeció la voz de su esposa Sara,
al echar fuera a la esclava y su hijo.

Dorcas, una mujer, fue una discípula.
Por lo tanto hubo una mujer discípula así como hombres discípulos;
y presten atención a las mujeres que la acompañaron.

Y las mujeres deben tomar su cruz diariamente, y seguir a Cristo diariamente, igual que los hombres;
y así ser enseñadas por él quien es su profeta, y alimentadas por él su pastor,
y aconsejadas por él su consejero,y santificadas por él quien se ofreció a sí mismo una sola vez por todos.
Y hubieron mujeres ancianas en la verdad, como también hombres ancianos en la verdad;
y estas mujeres deben ser maestras de buenas cosas;
por lo tanto ellas tienen un oficio igual que los hombres,
porque ellas tienen una mayordomía,
y deben dar cuentas de su mayordomía al Señor, como también deben hacer los hombres.
Débora fue una jueza; Miriam y Hulda fueron profetizas;
la anciana Ana fue una profetiza, y predicadora de Cristo,
a aquellos que buscaron la redención
en Jerusalén.
María Magdalena, y la otra María,
fueron las primeras predicadoras de la resurrección de Cristo a los discípulos,
y los discípulos no creyeron su mensaje y testimonio que ellas habían recibido de Jesús,
igual que algunos que ahora tampoco creen;
pero las mujeres recibieron el mandamiento, y fueron enviadas a predicarlo.
Así debe hacer cada mujer y cada hombre, que lo ve a él resucitado, y tiene el mandato y el mensaje;
las hijas profetizarán igual que los hijos.
Por lo tanto ellas deben ser obedientes, ya que el espíritu es derramado sobre ellas.
Las mujeres deben profetizar; y la profecía no debe ser apagada.
A aquellos que tienen el testimonio de Jesús, se les manda a guardarlo, ya sean hombres o mujeres.
Priscila y Aquilas eran ambos exhortadores y expositores, e instructores para Apolos.
Por lo tanto en la iglesia había mujeres instructoras, y profetizas,
e hijas profetizas en la iglesia;
porque Felipe tenía cuatro hijas, vírgenes, quienes eran profetizas;
y habían mujeres discípulas en la iglesia,
y mujeres ancianas en la iglesia, como también hombres.
Por lo tanto las mujeres deben mantenerse en el gobierno de Cristo, y obedecer a Cristo;
y las mujeres deben guardar el buen orden del evangelio, al igual que los hombres,
y para asegurarse que todos los que han recibido a Jesucristo caminen en Jesucristo;
y para asegurarse que todos los que han recibido el evangelio,
caminen en el evangelio, el poder de Dios, del cual ellos son herederos;
porque este es un día para que todos guarden su posesión en el orden del evangelio,
quienes son herederos con Cristo, el aumento del cuyo gobierno no tiene fin.
Por lo tanto el fundamento de nuestras reuniones de mujeres es Cristo,
para todos aquellos que son herederos con él, y de su gobierno.
Y la base de nuestro orden de las reuniones de mujeres es el evangelio, el poder de Dios,
que existía antes que el diablo existiera;
y todos los que son herederos del evangelio,
que ha traído vida e inmortalidad a la luz en ellos,
que resplandece sobre aquel que los ha oscurecido, y existía antes que él.
Yo digo que ellos son herederos del buen orden del evangelio;
y por lo tanto, yo digo, tomen su posesión de él, y caminen como corresponde al evangelio;
y mantengan el buen orden de él, y mantengan sus reuniones en él.
Y esta es la base y el fundamento de nuestras reuniones de mujeres.
Ahora, madres de familia, quienes tienen el orden de los hijos, criadas, y siervos,
pueden hacer mucho bien en sus familias,
para hacer o consentir a sus hijos, criadas y siervos;
y hay muchas cosas que las mujeres pueden hacer, y hablar entre las mujeres, que no son asunto de los hombres.
Por lo tanto, como dije antes, que ustedes, tanto hombres como mujeres,
sean ayuda idónea en la imagen de Dios, en la justicia y santidad en la restauración,
como eran el hombre y la mujeres en la imagen de Dios antes de la caída;
y no sólo así, sino en Cristo el fundamento,
y en su evangelio que nunca cayó, y que nunca caerá,
cuyo fundamento permanece seguro,
para que todos sus miembros y herederos edifiquen sobre él.

Y por lo tanto asegúrense que nada falte entre ustedes, entonces todo estará bien.

Posdata - Y las mujeres ancianas en la verdad no sólo eran llamadas ancianas, sino madres.
Ahora una mujer en la iglesia de Cristo, y madre en Israel,
es una que da a amamantar,
y nutre, y alimenta, y lava,
y gobierna, y es una maestra, en la iglesia, y en el Israel de Dios,
y una amonestadora, una instructora, y una exhortadora.
Por lo tanto todos los que han llegado a ese oficio, crecimiento, y estatura, sean diligentes;
porque una madre en Israel, o en la iglesia de Cristo,
está más allá de todas las madres en Egipto, y en Sodoma,
y de la madre de las rameras, el misterio de Babilonia,
quien tenía poder sobre lenguas, naciones, y pueblos, con la copa de su fornicación.

Pero las madres en el Israel espiritual, la iglesia de Cristo,
tienen la copa de salvación, y los pechos de consolación,
que están llenos de la leche de la palabra,
para amamantar a los pequeños,
y para nutrir, e instruir, amonestar, y exhortar, y reprender a todos los que son contrarios;
y para consolar y amar a todos los pequeños.
Por lo tanto las ancianas y madres deben ser maestras de buenas cosas, y ser maestras de los más pequeños,
y entrenarlos en la virtud, en santidad, y piedad, y justicia,
en sabiduría
, y en el temor del Señor, en la iglesia de Cristo.

Y si el esposo incrédulo es santificado por la esposa creyente,
entonces ¿quién es el predicador y quién es el oidor?
Seguramente a una mujer así se le permite hablar,
y hacer las obras de Dios, y ser un miembro en la iglesia;
y después como una anciana, para supervisar a aquellos que caminan de acuerdo al orden del evangelio.

Jorge Fox


292-A los Amigos en Nueva Inglaterra, Virginia, y Barbados.

Estimados amigos,

Sean fieles en el poder del Señor Dios, en lo que ustedes conocen,
y entonces el Señor los guardará;
para que ustedes puedan responder al testigo de Dios en cada hombre,
si es que son los paganos, quienes no profesan a Cristo,
o si son aquellos que sí profesan a Cristo,
quienes tienen la forma de la piedad, y que están fuera del poder.
Y mantengan sus reuniones, ustedes que conocen el poder del Señor, y lo sienten,
para que en él ustedes puedan tener unidad con Dios, y los unos con los otros.
El Señor Dios tiene una simiente en esas partes,
quienes serán herederos de su gracia que trae salvación,
y esta gracia es la que enseña, y en esta gracia ellos le cantan alabanzas al Señor.
Por lo tanto, ahora ustedes que han llegado al amanecer del día,
y al final de la noche de apostasía;
felices y bendecidos son ustedes, quienes han llegado a ver estas cosas,
a ver los misterios escondidos de Dios revelados,
y sus gloriosas riquezas a los gentiles,

por medio del poder de una vida sin fin.
Y ustedes quienes son y han sido fieles, esparzan la verdad en el exterior, ustedes que la conocen;
y sientan aquello que los hace libres;
no permitan que los principados y las potestades los separen del amor de Dios,
que ustedes tienen en Cristo Jesús,
a quien le es dado todo el poder en el cielo y en la tierra;
obedezcan su reinad0, sus enseñanzas, su reino, el cual no tiene fin;
porque Dios tiene algunos que son sacados de entre los paganos,
si ustedes son fieles entre ellos, respondiendo al testigo de Dios en ellos;
porque el Señor dijo: 'lo pondré como pacto a los gentiles;' y ellos son llamados gentiles.
Por lo tanto mantengan sus reuniones, y moren en el poder de la verdad, y conózcanla los unos en los otros,
y sean uno en la luz, para que ustedes puedan ser guardados en paz y amor en el poder de Dios,
para que ustedes puedan conocer el misterio del evangelio;
y todo lo que ustedes hagan, háganlo en amor;
no hagan nada por rivalidad, sino en amor, lo cual edifica el cuerpo de Cristo, el cual es la iglesia.
Por lo tanto a medida que ustedes son inspirados a ir entre los paganos, en el poder y amor de Dios,
a predicar el evangelio (el cual es el amor de Dios a ellos),
llévenlos al poder de Dios;
a ese Dios que es el Dios de las piedras, de las cuales ellos hacen ídolos,
y el Dios de los árboles, la tierra, el bronce, plata, hierro y oro, de los cuales ellos hacen dioses;
y que él es el Dios viviente;
porque esos son dioses muertos que son hechos por las manos de los hombres.
Él es el Dios viviente que viste la tierra con pasto y hierbas,
y hace que los árboles crezcan, y produzcan comida para ustedes,

y hace que los peces del mar respiren y vivan,
y hace que las aves del aire se reproduzcan, y hace que el corzo y el venado,
y las criaturas, y todas las bestias de la tierra produzcan,
por medio de lo cual ellas pueden ser alimento para ustedes.
Él es el Dios viviente, quien hace que las estrellas brillen en la noche, para darles luz,
y la luna salga para ser una luz en la noche.
Él es el Dios viviente, quien hace que el sol les de calor,
para abrigarlos cuando ustedes tienen frío.
Él es el Dios viviente, quien hace que la nieve y la escarcha se derritan,
y hace que la lluvia riegue las plantas.
Él es el Dios viviente, quien hizo el cielo y la tierra, y las nubes,
y hace que los manantiales salgan de las rocas,
y dividió el gran mar de la tierra,
y dividió la luz de la oscuridad,
por lo cual es llamado día, y la oscuridad noche,

y dividió las grandes aguas de la tierra, y las reunió,
y a estas grandes aguas él les llama mar, y la tierra seca, tierra;

él debe ser adorado, el que hace esto.
Él es el Dios viviente, quien les da aliento, y vida, y fortaleza,
y les da bestias y ganado, por medio de lo cual ustedes pueden ser alimentados y vestidos.
Él es el Dios viviente, y él debe ser adorado.
Y aquello que los hace sensibles a él, y a conocerle,
es aquello que los convenció en sus corazones de pecado e injusticia.

Por lo tanto todos los dioses que son hechos de piedra, ladrillos, madera, plata, bronce, hierro y oro,
no son el Dios viviente, sino que están hechos con mano de hombre;
y el Dios viviente es aquel quien les da vida, y aliento, y fortaleza,
y todas las cosas que son buenas,
y quiere que ustedes lo sientan y lo sigan,
con aquello que los aleja del pecado y del mal;
y quiere que ustedes lo adoren en espíritu, y le sirvan a él quien es santo y justo,
y vivan en paz;
quien ha prometido que él les dará a Cristo Jesús como pacto de luz y paz,
a ustedes que son llamados gentiles y paganos.
Y ahora el día (este pacto de luz) se está acercando a ustedes,
por medio de lo cual ustedes llegarán a tener paz con el Señor Dios, el rey de toda la tierra.
Este es el Rey de reyes, y Señor de señores, en cuya mano está el aliento de toda la humanidad;
este es el Dios de los espíritus de toda carne,
quien ha hecho a todas las naciones de la humanidad de una sangre, para morar sobre la faz de la tierra.
Y Dios, habiendo dividido a los hijos e hijas de Adán,
y habiéndolos esparcido por toda la faz de la tierra,
estando en la transgresión y pecado, descarriados con el dios del mundo,
el impío, el diablo, quien no moró en la verdad,

quien hace que la gente se destruya los unos a los otros, y se asesinen los unos a los otros por cosas terrenales.
Este es el príncipe de la oscuridad, quien gobierna en todos los corazones de los hijos de la desobediencia;
desobedientes a aquello que es justo en ellos,
lo cual descubre las acciones injustas y palabras de los justos.
Y Cristo, el segundo Adán, el Señor de los cielos, salva a los hombres del pecado;
quien es el príncipe de paz, y de vida, y el pacto de Dios,
quien lleva a los hombres a tener paz con Dios, y los unos con los otros,
quien destruye al diablo, el autor del conflicto.
Este es Cristo el segundo Adán,
quien lleva a los hijos e hijas de Adán a la reconciliación con Dios otra vez,
y destruye el pecado, y le pone fin,
y hace reconciliación por el pecado y la iniquidad.

Jorge Fox


293.- A los amigos en Barbados.

Estimados amigos,

Para quienes es mi amor en el Señor Jesucristo,
por medio de quien todas las cosas fueron hechas, y por medio de quien consisten todas las cosas,
y quien llena todas las cosas, y sostiene todo por su palabra y poder;
quien es el primero y el último, la santa cabeza de su santa iglesia,

y la puerta hacia el camino santo, para que su santo pueblo camine por ella,
y el que establece una santa adoración en el santo espíritu y verdad,
para adorar en ella al Santo Dios;
y el que establece una santa religión, para proteger de las manchas del mundo;
y esta religión es pura ante su vista.

Y esto nunca salió del cerebro ni de las cosas del hombre,
ni de la cámara de su imaginación;

sino para que su pueblo camine en ello, para que ellos puedan cantar sus alabanzas en justicia.

Y por lo tanto, Amigos todos, sean fieles en sus reuniones de hombres y mujeres,
y vean como crecen en la verdad y poder de la piedad, y son circuncidados;
y testifiquen de su renovación a la imagen celestial de aquel que los creó;
y para que todos ustedes puedan ser fructíferos en el conocimiento y la gracia del Señor Jesucristo,
quien es el que ordena todas las cosas;
y vístanse de sus ropas y lino fino, la justicia de Cristo;
y sostengan su insignia y su estándar,
y sean todos llenos de su gracia, y amor, y verdad pacífica,
y estén sobre todas las cosas externas terrenales;
para que nadie tenga una mente carnal sino espiritual;
y caminen como corresponde al orden glorioso del evangelio,

teniendo el agua de vida en sus cisternas, y el pan de vida en sus tabernáculos,
y frutos en sus árboles, para la adoración de Dios. Amén.

Y no descuiden ninguna de sus reuniones familiares, entre los blancos y negros,
sino cumplan con diligencia su deber hacia Dios y hacia ellos;
lo cual ustedes no descuidarán si se mantienen en la fe de Abraham,
y de la bendita simiente que heredó la corona.
Y estén en paz entre ustedes,
para que todos puedan mostrar que están en Cristo el príncipe de paz;
y que muestra que ustedes son los discípulos de Cristo,
y y que aprenden de él y le siguen.
Por lo tanto poséanlo a aquel que es vida eterna. Amén.

Y el amor y bondad de ustedes hacia nosotros,
el Señor los redoble por su misericordia en su seno.
Estamos muy bien. Tenemos un gran esfuerzo por mar y por tierra,
y ríos y bahías, y arroyos,
en Nueva Inglaterra, Jersey, Delaware, Maryland, Virginia, y Carolina,
donde hemos tenido un gran servicio entre los Amigos, y gobernadores, y otros,
(y las reuniones de hombres y mujeres), y con los indios, y sus reyes y emperador.
Oh bendito el Señor Dios Todopoderoso, quien está sobre todo, y sobre todo da dominio.
Y gloria sea a su gran nombre para siempre. Amén.
Y su verdad es de buen sabor en los corazones del pueblo, y se esparce.
Por lo tanto no les envío más que mi amor.

Jorge Fox

Lean esto en sus reuniones de hombres y mujeres.

Maryland, el día 24 del mes 12, de 1672.


294.

Amigos,

La verdad está sobre todo, y permanecerá sobre todos aquellos que la odian,
quienes laboran en vano en contra de ella,
y llevarán su casa antigua en sus propias cabezas,
para gran angustia de ellos;
y en el invierno, y en clima frío, cuando su casa esté derribada,
y su religión esté congelada, y sus ríos estén secos,
y sus algarrobas ya no estén, y los cerdos comiencen a clamar por las plantaciones,
y la plagas corran de allá para acá entre su basura,
y sus chispas y sus velas se hayan apagado,
y granizo y tormentas iluminen las cabezas de los impíos,
entonces los ayes serán para Gog y Magog, y para todos los impíos, quienes no tienen cubierta.
En Cristo ustedes tienen paz, en el mundo ustedes tienen angustia.
Ninguna paz con Dios puede ser disfrutada, excepto en el pacto de luz;
sin él hay angustia. Amén.

Jorge Fox


295.

Amigos,

En el primer convencimiento no hay tanto peligro,
porque el espíritu de Dios nos guarda en el temor del Señor, y bajo juicio;
después, cuando llegamos a tener familiaridad o conocimiento, y una libertad,
pero no en el espíritu santo, hay gran peligro;
y por lo tanto el conocimiento y familiaridad de ustedes debe ser en el espíritu invisible;
porque la carne se desvanece y se marchita, como la hierba.
Por lo tanto ese conocimiento y familiaridad es como la hierba que se marchita;
pero la palabra del Señor permanece para siempre.
Y el conocimiento correcto los unos de los otros es esto:
conocerse los unos a los otros en esa palabra que existía al principio, antes de la caída del hombre;
'porque no sólo de pan vivirá el hombre,
sino de toda palabra que sale de la boca de Dios.'

Esta es el alimento fresco y celestial desde lo alto,
y que está sobre todas las algarrobas con las cuales los puercos son alimentados, en el estado no arrepentido.

Jorge Fox


296.

Amigos,

Guarden todas sus reuniones en el poder del Señor Dios, que los ha reunido;
y ninguno apague el espíritu, ni desprecie la profecía;
y por lo tanto guarden su testimonio en público y en privado.
No permitan que las bocas de los bebés ni de los que amamantan sean cerradas, ni la simiente en los hombres o las mujeres;
sino que sean todos valientes por la verdad sobre la tierra.

Con respecto a sus reuniones de mujeres;
animen a todas las mujeres de las familias que están convencidas,
y obedezcan la virtud, y amen la verdad, y caminen en ella,
para que ellas puedan ir hacia el servicio de Dios,
para que ellas puedan ser serviciales en su generación, y en la creación,
y vayan hacia la práctica de la religión pura,
que ustedes han recibido de parte de Dios, de lo alto,
para que cada una pueda conocer su deber en ella, y su servicio,
en el poder y la sabiduría de Dios; porque ahora la parte práctica se necesita.
La gente no siempre debe estar hablando y oyendo,
sino que ellas deben ir hacia la obediencia del gran poder del gran Dios del cielo y la tierra.

Y por lo tanto que nadie pueda permanecer ocioso afuera de la viña,
y fuera del servicio, y fuera de su deber;
porque los tales hablarán y dirán chismes, y juzgarán con pensamientos impíos lo que aquellos que están en la viña dicen o hacen.
Y por lo tanto el poder de Dios debe llamar a todos hacia su deber,
hacia su servicio, hacia sus lugares, hacia la virtud, y justicia, y hacia la sabiduría de Dios.
Porque todos los que están fuera de su deber en el servicio,
aunque ellos tienen conocimiento de él,
sin embargo no son tan serviciales en la creación, ni en su generación;
porque el poder de Dios debe estar por encima, y está por encima de todos ellos;
por este poder todo debe ser realizado;
en el cual la verdadera obediencia es conocida.

Y por lo tanto, entrenen a sus jovencitas para que conozcan su deber en esto,
para que ellas puedan estar en sus servicios y lugares;
lo cual deben hacer en el poder y sabiduría de Dios;
por medio de la cual ustedes permanecen abiertos al Señor,
para recibir de sus dones, y gracias, y de su vida,
a través de lo cual ustedes deben ministrar los unos a los otros.
Y al mantenerse todos en esto, entonces no hay nadie que permita o que detenga su flujo,
sino por medio de esto todos ustedes deben ser regados como un jardín de plantas,
por medio del cual ellos son nutridos.

Y por lo tanto sean todos fieles y diligentes en los asuntos del Señor,
y hagan que todas las mujeres sobrias,
que profesan la verdad en el país alrededor de ustedes, estén familiarizadas con esto;
y cuando ustedes las tengan reunidas en la reunión mensual, lean esto entre ellas.
Así que no les envío nada más sino mi amor.

Jorge Fox


297.

Estimados amigos,

Manténganse en el poder del Señor;
porque si ustedes lo pierden, pierden el reino que permanece en poder, y paz, y justicia, y gozo en el espíritu santo;
porque fuera del reino está el conflicto, y no la paz;
y por lo tanto manténganse en el poder, y la vida, y el amor, que ustedes recibieron al principio;
para que todos ustedes puedan ser herederos del reino, y sentarse bajo su maestro, la gracia de Dios, que les traerá su salvación,
para que puedan testificar que tienen un maestro de parte de Dios, que les trae su salvación;
y esta salvación es su muralla y su baluarte, para que él pueda ser glorificado,
y ustedes puedan tener consuelo en su salvación.
Y mantengan sus reuniones de hombres y mujeres,
ya que ambos son herederos de la vida, y del orden del evangelio, y de Cristo y su gobierno;
aunque ustedes pueden tener sus opositores.
Pero este es un día de poseer a Cristo, y su gobierno, y el orden del evangelio;
y por lo tanto no pierdan su autoridad, ni hombres ni mujeres, en el evangelio, ni en Cristo;
aunque algunos puedan despreciarla.
Porque el fundamento de nuestras reuniones de hombres y mujeres es Cristo Jesús, quien hiere la cabeza de la serpiente,
quien es la cabeza de todas las órdenes y fundamentos falsos, y el evangelio, el cual es el poder de Dios,
que trae vida e inmortalidad a la luz, resplandece sobre aquel que los oscureció;

estando aquel fuera del poder de Dios.
Y por lo tanto, todos ustedes en el poder y espíritu, animen tanto a los hombres como a las mujeres en su deber,
en el orden del evangelio de Cristo, en quien ustedes tienen dominio,
y en aquel que no cambia. Mi amor es para todos ustedes.

Jorge Fox

298.

Estimados amigos,

Para quienes es mi amor en aquello que no cambia,
la semilla real, que hiere la cabeza de la serpiente;
en quien ustedes tienen vida y paz, en eso vivan y caminen,
para que ustedes puedan llevar fruto para la gloria de Dios, y responder a eso de Dios que está en todos.
Y vivan en la paz que sobrepasa el conocimiento y entendimiento;
y en este tiempo problemático de guerras y conflicto, presten atención al poder de Dios,
y en su reino que permanece en justicia, y gozo en el espíritu santo,
que está sobre todo, y nunca tendrá fin;
y eso los guardará sobre todos estos tiempos de angustia, frescos en la vida y el poder.
Mis angustias han sido grandes en el servicio del Señor;
y el convencimiento del pueblo es grande en América, y las islas en esas partes;
bendito sea el Señor Dios sobre todo para siempre, Amén.
Cuyo poder, y vida, y verdad están sobre todo;
y él en su poder les dio dominio sobre todo, por mar y por tierra.
Y los pueblos y Amigos están bien establecidos en otros países;
y las reuniones son preciosas, más de lo que se puede expresar.
Por lo tanto en apuro, les envío mi amor a todos los Amigos, en todas esas partes, como si yo las hubiera nombrado;
y vivan en amor, porque eso los edifica.

Jorge Fox

Bristol, el día primero del sexto mes, 1673.


299.-A los Amigos en Jamaica.

Amigos,

Hemos oído que algunos, profesando la verdad entre ustedes,
no guardan sus reuniones tan diligentemente como deberían,
también que sólo algunos de ustedes se reúnen en los primeros días.
Y la razón es que en los primeros días algunos de ustedes escriben y hacen sus cuentas;
por lo tanto no tienen tiempo para ir y frecuentar las reuniones.
Verdaderamente, amigos, esto es un mal sabor que viene aquí a Inglaterra,
y muestra que ustedes se preocupan de sus propios asuntos más que los del Señor,
y las cosas de esta vida, más que las cosas que están relacionadas con la vida que no tiene fin;
que debe ser buscada primero, si ustedes desean ser bendecidos y prosperados.
Y si no, llegarán a ser libertinos y se marchitarán,
y no tendrán la bendición de Dios con ustedes; no la pueden esperar.
Y por lo tanto, ustedes que tienen el nombre de amigos de Dios y de la verdad,
mantengan diligentemente sus reuniones en el primer día,
para que el poder del Señor pueda moverse entre ustedes;
porque si ustedes no tienen sus reuniones en el primer día de cada semana,
son peores que los del mundo, quienes se reúnen en sus iglesias o lugares de adoración,
ustedes que prefieren sus propios asuntos antes que los del Señor.
El Señor, yo digo, no los prosperará si hacen eso.
Y por lo tanto yo les digo una vez más, en el nombre de Cristo Jesús,
mantengan sus reuniones, quienes están reunidos en ellas.
Y que hayan reuniones en los días de semana, y también reuniones de hombres,
para asegurarse que nada falte entre ustedes, una vez a la quincena;
y de la misma manera una reunión de mujeres, aunque hayan sólo unas pocas mujeres.
Porque ustedes que han visto el orden de la verdad en Inglaterra y otros lugares,
¿cómo pueden salirse de la práctica de ella, sin volverse salvajes y marchitarse?
Para que los hombres y las mujeres en sus lugares distintos, puedan ser ayuda idónea en gobierno,
en la simiente de la vida, y en la sabiduría de Dios, por medio de la cual todas las cosas fueron hechas,
y en el evangelio, el poder de Dios, que existía antes que el diablo;
para que ustedes puedan sentir la presencia del Señor con ustedes.
Y que todos los Amigos puedan ser invitados a las reuniones;
y que ustedes puedan ser buenos ejemplos y modelo para todos en la isla,
en el trato y los actos justos, en peso y medida.
Y manténganse en el lenguaje sensato, y el honor que ustedes han recibido desde lo alto;
para que sus vidas y su conducta puedan predicar en virtud, justicia y santidad,
para que Dios pueda ser glorificado a través de ustedes, y entre ustedes,
para que ustedes puedan ser modelos en santidad, y en verdad,
a medida que ustedes esperan la bendición de Dios en ustedes, con ustedes y entre ustedes.
Y no le deban nada a nadie sino amor.
Y por lo tanto busquen primero el reino de Dios, y manténganse en él,
entonces todas las cosas externas fluirán hacia ustedes
, por lo tanto no habrá necesidad de ellas,
si ustedes disfrutan a Dios, quien sostiene todo con su palabra y poder, y nos da el aumento de todo.
Y asegúrense de que no haya malos ejemplos entre ustedes,
y que ningún mal informe pueda ser oído de ustedes en la antigua Inglaterra.
Y cuando ustedes hayan establecido sus reuniones del primer día y las semanales,
y las reuniones de hombres y mujeres, en el poder de Dios,
el cual los preservará en verdad y justicia;
asegúrense de que nada falte entre ustedes;
entonces envíennos informe de cómo está todo con ustedes, cómo la verdad se esparce y prospera,
de las reuniones de hombres y mujeres,
a las reuniones de hombres y mujeres en la antigua Inglaterra. Así que no les envío nada más que mi amor.

Jorge Fox

300.


Estimados amigos,

Permitan que su fe permanezca en el poder de Dios,
porque ella es la que los guarda hasta el día de salvación;
por lo tanto todo el que todavía no la ha obtenido, vayan a ese día,
porque el reino de Dios permanece en poder, y no en palabras.
Por lo tanto, como dije antes, permitan que su fe permanezca en el poder de Dios,
en el cual permanece el reino, el reino de paz y gozo,
que permanece en justicia, y santidad, y en el santo espíritu;
donde no entra nada inmundo, ni tampoco puede.

Porque el poder del Señor Dios los mantiene frescos, los mantiene abiertos,
y los mantiene vivos, y los mantiene en un sentido de las cosas de su reino,
los tesoros, las perlas, y riquezas, y joyas de él;
y este poder los guardará en la paz, y en unidad, y en quietud,
y en condescendencia, y amor, y bondad los unos con los otros;
y en el poder del Señor, y en su espíritu,
a ustedes se les permitirá darle al Señor su gloria,
y adoración continua, y agradecimiento continuo, lo cual todos ustedes le deben a él;
lo cual ascenderá a él quien es digno de todo, bendito para siempre.
Y por lo tanto nadie apague al espíritu, ni sus movimientos en ustedes,
para que el pozo de Isaac no sea tapado por los filisteos incircuncisos,
quienes deben ir hacia el hoyo, quien ha vivido en lo alto;
porque así como Cristo viene a quitar la paz de la tierra, en la cual están los hombres,
como lo están todas las sectas y caminos, que tienen paz en sus caminos, religiones,
y adoraciones, y las tradiciones de sus antepasados;

como en los días de su carne, cuando él anduvo entre los fariseos, saduceos,
herodianos, escribas, y otras sectas entre ellos.
Y de la misma manera todos los demás, quienes ahora tienen paz en la tierra, y quienes están establecidos en ella,
ellos deben conocer esa paz que es quitada antes que sean redimidos de la tierra;
y así a medida que él quita esa paz.
Aquellos que llegan a aprender de él, y a ser sus discípulos y seguidores,
la paz de él les es dada a ellos;
quien es Rey de paz, y Príncipe de paz, y de la vida;

que es una paz tal que el mundo no se las puede quitar.
Y esto, ustedes y todos los Amigos en todas partes, han sabido suficientemente,
quienes han sido y son los que aprenden de Cristo Jesús, tanto hombres como mujeres,
para que en todas sus persecuciones, burlas, encarcelamientos, toma de bienes,
ellos nunca puedan quitarles la paz, que ustedes tienen de este Príncipe de paz.
¿Acaso esto no es verdad, y acaso no se han cumplido las escrituras en ustedes?
Por lo tanto permitan que él reciba las alabanzas y la gloria de todos sus corazones;
y mantengan esta paz, en la unidad del espíritu, el vínculo de paz;
ustedes están atados a guardarla con el espíritu, la paz de este Príncipe de paz;
todos ustedes están atados a guardarla por la ley de la vida, la ley del espíritu;
porque Cristo es el mismo ahora, hoy como ayer, y así para siempre;
el mismo que en los días de los apóstoles, quien dijo:
"¿Pensáis que he venido a dar paz en la tierra? ¡Os digo que no, sino a causar división!
El padre estará dividido contra el hijo, y el hijo contra el padre;
la madre contra la hija, y la hija contra la madre," Lucas 12:51-53.

"Y El que ama a padre o a madre más que a mí no es digno de mí," dijo Cristo Jesús.
"y el que ama a hijo o a hija más que a mí no es digno de mí.
El que no toma su cruz y sigue en pos de mí no es digno de mí.
El que halla su vida la perderá,
y el que pierde su vida por mi causa la hallará."

Y, hablándole a sus discípulos, dijo: "El que os recibe a vosotros a mí me recibe,
y el que me recibe a mí recibe al que me envió." Mat. 10:40

Estas cosas, amigos, han sido vistas, y se han cumplido, y deben cumplirse;
porque Cristo es el mismo hoy que ayer, y así para siempre.
Porque ¿acaso ustedes no han visto al hijo contra el padre, y al padre en contra del hijo;
y a la madre en contra de la hija, y la hija en contra de la madre?
Y esto ha sido por retener a Cristo, quien está en desacuerdo, y por lo tanto no en paz;
porque él no trae paz a esa naturaleza en la que ellos vivieron, en el antiguo Adán.
Y por lo tanto ahora podemos ver, cuando la gente está convencida, qué desacuerdo provoca en la familia.
Esto se ha visto y se ha cumplido, cuando un esposo está convencido, o la esposa está convencida,
o el hijo o la hija en una familia está convencidos.
Y esto debe cumplirse, y se interpreta a sí mismo en el cumplimiento;
porque él trae la espada y la guerra, y no la paz a esa naturaleza en la que ellos vivieron,
y que tenían en el antiguo Adán, antes que recibieran al Príncipe de paz,
y la espada del espíritu de parte de él para hacer guerra en contra de la otra paz que tenían;
y así la paz de todas las religiones debe ser quebrantada,
antes de que ellos lleguen a la verdadera religión de lo alto;
y a paz de todas las adoraciones debe ser quebrantada,
antes de que ellos lleguen a la adoración en el espíritu y la verdad de la cual el diablo está fuera;
y la paz de todos los caminos, en los cuales están los hombres y las mujeres,
antes de que ellos vayan al camino, Cristo Jesús;
y la paz de todas las iglesias debe ser quebrantada,
antes de que ellos puedan ir a la iglesia que está en Dios;
y la paz de todas las comuniones debe ser quebrantada,
antes de que ellos lleguen a la comunión del espíritu, y la unidad en él,
que es el vínculo de paz;

y la paz de todos los maestros del mundo debe ser quebrantada,
quienes son hechos por los hombres por medio de las lenguas naturales,
antes de que ellos vayan al maestro celestial, y la lengua de los estudiados de verdad;
y la paz de todos los obispos y pastores debe ser quebrantada
antes de que ellos vayan a Cristo, el obispo del alma, y supervisor celestial,
y pastor celestial, quien se alimenta con su alimento celestial;

y por lo tanto el sacerdote celestial, hecho más alto que los cielos,
quien es santo, inocente, apartado de pecadores,

quebranta la paz de los sacerdotes celestiales,
y de todos aquellos que son hechos más bajos que los cielos, (los problemáticos),
quienes no están separados de los pecadores, ni del pecado,
sino que sostienen a los pecadores, y los levantan, y ruegan por el pecado durante el término de la vida;
este Príncipe de paz, hecho más alto que los cielos, quebranta toda su paz,
como lo hizo más de mil seiscientos años atrás, porque él es el mismo ahora que entonces,
y su poder y espíritu hará que ellos se enojen todavía,
y aquellos que lo confiesan ante los hombres, estarán enojados en contra de ellos todavía.
Y por lo tanto, como dije, manténganse en el poder de Cristo, en el cual permanece el reino,
y no en palabras
, para que ustedes puedan ver el cumplimiento de las escrituras;
y estén quietos en el poder, que los guardará a todos hasta el día de salvación,
quienes no van a ella.
Y así el Señor los guarde en este temor, y les de sabiduría de lo alto,
para que ustedes puedan ser guardados en la unidad del espíritu,
el cual (como dije antes) es el vínculo de paz,
y es el deber de ustedes guardar la paz del Príncipe de príncipes

Y todos ustedes que han recibido el poder de Cristo en sus corazones,
no han visto qué guerras, y qué rumores, y naciones contra naciones,
como era en los dos nacimientos en la matriz, que se produjo,
dos naciones, dos nacimientos, nación contra nación;

y se puede ver mucho, qué guerras externamente han habido,
antes de que el Señor venga y sea recibido;
y por lo tanto así él está siendo recibido, así está pueblo contra pueblo, y nación contra nación,
y terremotos, y sacudidas en el interior y en el exterior.

Aquellos que reciben el poder del Señor deben sentir esto, y conocer esto,
y ven el cumplimiento de esto, y no buscan el reino en el exterior,
como un grupo de fariseos, está aquí, está allá,
sino a medida que Cristo, el poder de Dios, es conocido en el interior,
(como Cristo dijo que el reino de los cielos está en el interior);

y a medida que llegan a sentirle allí, ellos conocerán las sacudidas y los terremotos,
y guerras, y rumores, y esa parte que concierne a las naciones,
que deben ser sacudidas antes de que lleguen a ser de la nación santa,
que está en contra de la otra;
y esto debe ser conocido, y visto, sentido, y cumplido
con el poder de Cristo Jesús, y por medio de su espíritu;
y aquellos que viven en él pueden tomar una perspectiva de esas cosas maravillosas
y las obras del Señor Dios y su poder en este tiempo.
Por lo tanto estén quietos en el poder de Dios, quien es su guardador, como dije anteriormente;
porque es su guardador en la noche, antes de que ustedes lleguen al día,
y los guarda para el día de salvación.
Porque las lámparas de las vírgenes ardieron en la noche, y estas eran su luz,
y las que eran sabias, quienes tenían aceite en sus lámparas, entraron;
porque la voz del novio se oyó a la medianoche, y les dijo que se levantaran.

Por lo tanto, aunque la medianoche está lejos de la hora en que se levanta el lucero de la mañana;
sin embargo ahora está una lámpara ardiendo.
Por lo tanto todos asegúrense de poner aceite en sus lámparas, para que no sigan de largo,
para que ustedes se puedan levantar cuando oigan la voz celestial del novio, y entren con él;
aunque los mensajeros de satanás les han dicho que su voz no se oye en estos días.
Ellos son mensajeros tristes, y lo han sido,
ellos ven quien ha recibido el verdadero mensaje del Mesías en su poder,
por medio del cual ellos ven más allá que aquellos,
y ven su propio fundamento, Cristo Jesús,
quien era el fundamento de los profetas y los apóstoles.

Jorge Fox

Que esto sea leído en sus reuniones de hombres y mujeres, y copias sean guardadas en sus libros.
Cárcel de Worcester, el segundo día del séptimo mes, 1673.


301.-A todas las reuniones de mujeres.


Estimados amigos,

Este es el día para que todos tomen sus posesiones, quienes conocen el evangelio,
el poder de Dios, que trae vida e inmortalidad a la luz en ellos.

Yo digo que este es el día para que todos tomen sus posesiones de este orden del evangelio,
que era la doctrina de los apóstoles para la iglesia en los tiempos primitivos,
para que ellos guardaran el hermoso orden del evangelio.
Las palabras son generales para los hombres y las mujeres;
y ahora ustedes son herederos del evangelio, como se dijo anteriormente,
que ha llevado la vida y la inmortalidad a la luz en ustedes,
por medio de la cual ustedes ven por encima del diablo, quien los ha oscurecido,
y antes que él existiera, en quien está todo el desorden.
Por lo tanto guarden este hermoso orden del evangelio, el poder de Dios,
el orden y evangelio eterno, que durará más que todos los otros órdenes en el antiguo Adán;
y en este orden del evangelio ustedes tienen gozo, ustedes tienen paz y consuelo.
Por lo tanto todos ustedes tomen su posesión de este santo,
eterno, gozoso, y pacífico evangelio y orden;
porque la paz está en el poder de Dios;
por lo tanto es llamado el evangelio de paz, el que mantiene a todos en la paz,
que ustedes obtienen del Príncipe de paz, que el mundo no les puede quitar;
y de la misma manera que ustedes pueden ser herederos y poseedores de Cristo,
y de su gobierno, que es puro, santo, justo, y celestial,
el aumento de este gobierno del hombre celestial no tiene fin;
porque va a haber un fin del gobierno del antiguo Adán y del diablo,
que comenzó en el tiempo, y terminará en el tiempo,
pero el de él no tendrá fin, el cual fue establecido desde siempre y para siempre.
Por lo tanto todos sean poseedores de este gobierno celestial,
y de orden celestial, glorioso y hermoso.

Y debido a que ha sido dicho por aquellos que están en el exterior,
ustedes deben llegar a oír el evangelio predicado;
la respuesta es, y será de los poseedores del evangelio,
yo soy heredero del evangelio, y lo heredo;
porque es mi porción, y la conozco y la poseo,
y no necesito que ustedes me hablen acerca de él, y de mi porción.

Y desde que ha sido dicho por aquellos que están en el exterior,
"debes venir y oír a Cristo predicado",
la respuesta de los que lo poseen a él es: Me he examinado a mí mismo,
y me he probado a mí mismo, y he encontrado a Cristo en mí,

y él gobierna en mi corazón por fe;
y yo estoy en él, y él en mí;
y he aquí (esto es lo mismo que decir "tomen nota") 'todas las cosas son hechas nuevas.'

Y desde que el dicho ha estado con aquellos que están en el exterior,
"¿por qué no vienes a oír la palabra predicada?"
La respuesta es, y será, de los que lo poseen a él,
la palabra está cerca de mí, en mi corazón y en mi boca, para obedecerla y realizarla;
y no necesita decirle a nadie, ¿quién subirá para traerla desde arriba?
o ¿quién descenderá para traerla de la tumba?

Porque yo he llegado a la justificación por la fe que habla, (tomen nota: la fe que habla),
que dijo de esta manera: "La palabra está cerca de ti, en tu corazón y tu boca,
para obedecerla y para realizarla;" y por esta palabra yo he nacido otra vez de la semilla inmortal,
que vive, y mora, y permanece para siempre;
y por esta palabra yo tengo leche para dar libremente a los bebés y los que maman.

Por lo tanto los poseedores tienen pechos; y los pechos de los poseedores no están secos;
gloria sea para el Señor para siempre.
Así que no les envío nada más que mi amor; y Dios Todopoderoso los guarde en su sabiduría,
que es pura y suave desde lo alto, por medio de la cual todos ustedes pueden ser ordenados,
y pueden ordenar todo lo que tengan en sus manos para su gloria.
Y manténganse en la unidad del espíritu santo, que es el vínculo de paz,
y la paz del Príncipe de príncipes,
y es el deber de cada uno de ustedes guardar esta paz celestial del Príncipe de príncipes,
que nadie les puede quitar; porque ustedes están obligados a guardarla con el espíritu,
de modo que la alabanza de ustedes pueda ser en el evangelio;
para que ustedes puedan amonestar y exhortar a todos los que profesan la verdad del evangelio,
que ellos deben caminar en la verdad, como corresponde al evangelio,
y que todos los que profesan a Cristo Jesús, y le han recibido,
puedan caminar en él en el camino nuevo y viviente, fuera del camino antiguo.

Jorge Fox


302.

A todos los Amigos,

Que viven en la verdad, y que se han convertido en los hombres y las mujeres de Dios que son libres por medio de ella,
y por la verdad y poder de Dios son sacados de las modas vanas del mundo
y las costumbres, sus fiestas, y deleites, y banquetes, y velorios,
y otras fiestas vanas,
donde ellos consienten a las criaturas,
y deshonran al Señor Dios más en esos momentos y esos días,
los cuales ellos llaman días santos, y días de fiesta, que en cualquier otro momento o día.
Y por lo tanto, ustedes que son sacados de tales cosas,
y ven la vanidad y la locura de ellas;
y de la misma manera ustedes que son sacados de
todas las fiestas extravagantes de las compañías en las corporaciones,
y de hacer fiestas,
cuando los maestros de las compañías son escogidos, y los policías, y jefes de vecindario,
ustedes ven la vanidad de ellos, y su necedad, y locura,
en que ellos destruyen las criaturas, para reproche del cristianismo,
y la deshonra de Dios, y su nombre es blasfemado;
y muchas veces por medio del abuso de sí mismos por medio de los excesos,
son más como bestias que como hombres, en estas cosas y acciones.
Y por lo tanto a medida que ustedes ven la locura y la vanidad de todas esas acciones,
en sus fiestas vanas y voluptuosas, y no pueden observar sus costumbres impías,
entonces ese espíritu vano se enoja y se enfurece,
porque ustedes han quebrantado la comunión con ellas en todas estas sus costumbres vanas.

Y por lo tanto ustedes que son redimidos de estas cosas por Cristo,
y de las fiestas de los ricos,
y todas sus otras vanidades, y deshonra voluptuosa de Dios en ellos;
yo les digo a ustedes, obedezcan y practiquen las palabras de Cristo, como pueden leer en Lucas 14:12-14.
Cristo dijo: 'Cuando hagas comida o cena,
no invites a tus amigos, ni a tus hermanos, ni a tus parientes, ni a tus vecinos ricos;
no sea que ellos te vuelvan a invitar a ti, y te sea hecha compensación.
Pero cuando hagas banquete, llama a los pobres, a los mancos, a los cojos y a los ciegos.
Y serás bienaventurado, porque ellos no te pueden retribuir, 
pero te será recompensado en la resurrección de los justos.'

Por lo tanto aquí ustedes pueden ver como Cristo les ordenó hacer una fiesta o cena,
y para quien, contrario al mundo;
y aunque es una cruz para ellos, sin embargo debe ser obedecida, y observada, y practicada;
porque es la doctrina del hombre celestial, y el mandato, y la voluntad y el que lo haga conocerá su doctrina;
y esto juzgará al mundo en sus vanas fiestas, comidas y cenas,
las cuales ellos hacen para los ricos, por lo cual ellos tienen una recompensa propia.
Pero cuando el mandamiento de Cristo es obedecido, el yo es negado, y tiene la recompensa del Señor;
y todos los que lo llaman Señor, deberían hacer lo que el Señor les mandó;
y aquellos que son sus discípulos, y le aman, guardarán sus mandamientos;
porque Cristo dijo: "Si amáis a los que os aman, ¿qué mérito tenéis?
Pues también los pecadores aman a los que los aman.
Y si hacéis bien a los que os hacen bien, ¿qué mérito tenéis?
También los pecadores hacen lo mismo. Dad, y se os dará;
medida buena, apretada, sacudida y rebosante se os dará en vuestro regazo.
Porque con la medida con que medís, se os volverá a medir.
" Lucas 6:32-38.
Y por lo tanto a medida que ustedes han dejado todas las fiestas, comidas y cenas vanas del mundo,
(si así es), den al ciego, al cojo, al lisiado, a la viuda, al huérfano, y al pobre,
una fiesta o una cena, y obedezcan a Cristo, la doctrina del hombre celestial,
aunque contradiga la voluntad y las prácticas del antiguo Adán terrenal;
y aunque él esté airado, nunca le hagan caso, sino obedezcan al Señor.

Jorge Fox

303.

Estimados amigos,

Sean todos fieles en el poder eterno de Dios que está sobre todo;
yo digo, manténganse en este poder de Dios, para que ustedes puedan responder a aquello de Dios en todos,
y no a aquello que es contrario; porque el reino permanece en poder,
y en justicia, y gozo en el espíritu santo;
por lo tanto aquello que no vive en el poder, y en la justicia, y gozo en el espíritu santo,
no viene al reino.
Por lo tanto este reino, y poder, y justicia, y santo espíritu,
en el cual está el gozo, y está sobre todo;
y este reino no permanece en la palabra, sino en el poder.
Por lo tanto conózcanse los unos a los otros en el poder, y en el espíritu de Dios (quien es espíritu),
conozcan y confiesen a Cristo en su muerte y sufrimientos, y en su resurrección.
Así que no les envío nada más sino mi amor en él.

Jorge Fox

Prisión de Worcester, el día 21 del noveno mes, 1673.


304.-A los Amigos en Virginia.

Estimados amigos, para quien es mi amor,

Estoy contento de oír acerca del crecimiento de la verdad entre ustedes,
y que el Señor prospera su obra, y aumenta al pueblo en su conocimiento, quien cumplirá su promesa,
'de modo que el conocimiento del Señor cubrirá la tierra como las aguas cubren el mar,' en el nuevo pacto;
aunque en el antiguo pacto la palabra fue a Jacob, y los estatutos de Israel;
no fue a otras naciones, pero el nuevo pacto es para todas las naciones, judíos y gentiles;
'Porque yo le daré como pacto de luz para los gentiles,
y él será mi salvación hasta los confines de la tierra;'

por lo tanto él dijo: ''Mirad a mí y sed salvos, todos los confines de la tierra:'
y no hay salvación por medio de ningún otro nombre bajo el cielo, sino por el nombre de Jesús,
que significa salvador.
Y mantengan sus reuniones de hombres y mujeres, y todas sus otras reuniones en su nombre,
para que ustedes le puedan sentir en medio de ustedes, ejerciendo sus oficios;
y él es un profeta, que Dios ha levantado para abrirse a ustedes,
y él es un pastor, quien ha dado su vida por ustedes, para alimentarlos, así que oigan su voz;
y él es un consejero, y un comandante, síganle a él y su consejo;
y él es un obispo para supervisarlos, con su poder y espíritu celestial;
y él es un sacerdote, quien se ofreció a sí mismo por ustedes,
quien es exaltado más allá de los cielos,
(y eso es más alto que todos los sacerdotes que son designados sobre la tierra),
quien santifica a su pueblo, su iglesia, y se los presenta a Dios sin mancha, tacha o arruga.
Por lo tanto, yo digo, conózcanlo en todos sus oficios, al ejercitarlos entre ustedes, y en ustedes.
Estoy contento de oír acerca de la diligencia de algunos de ustedes, al ir a ese gran viaje a Carolina a través de los bosques;
porque si ustedes los visitan a veces, sería bueno;
y hay un pueblo en ese lugar que ustedes llaman New Country, camino a Carolina,
quienes tenían un gran deseo de verme, entre quienes yo tuve una reunión.
Recibí cartas, dándome un informe del servicio que algunos de ustedes tuvieron con el rey indio, y su consejo;
y si ustedes van otra vez a Carolina, pueden preguntar acerca del capitán Batts, el antiguo gobernador,
con quien dejé un documento para ser leído al emperador, y sus treinta reyes de Tusrowres que están bajo él,
quienes debían llegar a hacer un tratado con el pueblo de Carolina,
si es que él se los leyó o no.
Envíenle mis saludos al comandante general Benett, y al coronel Dew,
y el resto de los jueces que eran amistosos y amables conmigo cuando estuve allí y fui a las reuniones;
y díganles que no puedo hacer más que recordar su amabilidad y moderación cuando estuve con ellos;
por lo tanto que el Señor redoble el amor y la bondad que ellos y ustedes me mostraron en sus corazones, y los de ellos.
Yo he sido prisionero aquí por alrededor de ocho meses,
y ahora he sido culpado de ofensa, porque no puedo tomar un juramento;
pero la simiente y el poder del Señor está sobre todo, bendito sea su nombre para siempre,
y gloria y honor sean para él, quien está sobre todo, y es digno de todo.

Jorge Fox

Lean esto entre los Amigos en sus reuniones.

Worcester, 1673.


305.

Mis estimados amigos,

Vivan en la simiente que hiere la cabeza de la serpiente, quien es la cabeza de todos los maestros falsos,
y caminos, y falsas adoraciones, y religiones;

pero Cristo es la cabeza de todos los verdaderos adoradores;
y mantengan sus reuniones en su nombre, en quien ustedes tienen salvación,
y no en ningún otro nombre bajo el cielo.
Y siéntense bajo su maestro, Cristo Jesús, quien les trae su salvación, la gracia de Dios,
de modo que ustedes puedan testificar que ustedes tienen un maestro proveniente de Dios, quien les trae salvación;
y ustedes le han recibido, y han creído en él en sus corazones,
y con sus bocas confiesan la salvación, la cual su maestro les ha traído;
de modo que todos ustedes pueden testificar que su salvación es su muralla y baluarte,
que rodea sus campos y tabernáculos.

Jorge Fox

Londres, 1673.


306.- A los Amigos en Holanda.

Amigos,

No lleguen a ser estériles, sino que al permanecer en la raíz, ustedes brotarán hacia arriba,
y producen mucho fruto en esta vida, y en la vida por venir heredarán vida eterna;
y así sus vidas están escondidas con Cristo en Dios,
ustedes llegarán a conformarse a su imagen
, y conocerán el poder de su resurrección,
y la comunión con él en su sufrimiento, y la comunión con él en su muerte,
para que ustedes puedan tener comunión con él en su resurrección y su vida;
y así como ustedes han llevado la imagen de lo terrenal,
también así ustedes puedan llevar la imagen de lo celestial.
Y así como sus vasijas han estado llenas de ira y deshonra,
así sus vasijas puedan ser llenas de sus misericordias, y alabanzas hacia Dios;
y así como en su vieja tierra ha morado la injusticia,
así ustedes puedan ver y conocer la nueva tierra, donde mora la justicia.
Hay una creencia cuyo autor no es Dios,
porque los tales no tienen el testimonio en sí mismos de lo que creen;
y una creencia puede ser en Dios y en Cristo, y en las escrituras,
y aún así puede estar en la muerte,
porque no están en Cristo, que es la luz, y por lo tanto no son hijos de la luz;
y hay una fe, de la cual Cristo no es el autor, y esa fe no da la victoria,
ni purifica el corazón, ni tampoco ellos agradan a Dios en ella, ni tienen acceso a Dios,
y ésta es la fe muerta que no tiene obras.
Y hay una esperanza que no purifica, y esa esperanza es la que no es de Cristo,
quien salva, y purifica, como él es puro;
pero esa esperanza es la esperanza de los hipócritas.
Y hay un camino que puede estar pervertido,
por donde pasan todos los lobos, perros, y bestias, y los impuros,
y tiene muchas curvas, y muchas partes torcidas, ásperas y montañosas;
y hay un camino ancho que lleva a la destrucción;
y éstos no son el camino de Cristo, que lleva a la vida, el cual es angosto y estrecho.
Y hay muchos nombres en el mundo por los cuales no hay salvación;
la bestia tiene muchos nombres, tras la cual va todo el mundo,
y reciben la marca de la bestia, con la cual ella los marca,
su poder y espíritu bestial, que recibe del dragón;
pero hay un sólo nombre bajo todo el cielo por el cual la gente será salva,
y ése es el nombre de Jesús;
y ellos se reúnen en su nombre, por quien el mundo fue creado,
y recibiendo a su Padre, el nombre y la marca del Señor Dios Todopoderoso en sus frentes,
Cristo está en medio de ellos, y ellos no recibirán la marca de la bestia,
ni serán marcados por ella.
Y hay muchas religiones en el mundo,
todas las cuales están manchadas y contaminadas con el espíritu del mundo,
con el cual ellos se destruyen los unos a los otros;
pero hay una sola religión que viene de arriba, y no está contaminada ante la vista de Dios,
y que se guarda de las manchas del mundo,
y lleva a visitar a las viudas y los huérfanos en su aflicción;
y aquellos que reciben esta religión pura de Dios, (quien está arriba),
la reciben por el espíritu de Dios, cuyo fruto es amor;
y esta religión pura y no contaminada de Dios
tiene la gloria en todos los corazones de aquellos que la reciben, y él es el autor de ella;
y está por encima de todas esas religiones que están abajo,
que están hechas por la sabiduría terrenal, sensual y diabólica de los hombres,
quienes con ella obligan a la gente a conformarse a ellos,
y los tales no son amables, puros, ni pacíficos, como es la sabiduría que viene de arriba.
Y hay sólo una adoración verdadera,
de la cual el diablo está afuera, y su espíritu impuro, y él no puede entrar en ella;
cuya adoración está en el espíritu y en la verdad,
la cual Cristo estableció hace más de mil seis cientos años atrás.
Y todos los que entran en el espíritu y en la verdad,
son los verdaderos adoradores del Dios de verdad, quien es un espíritu;
y todos los que no están en el espíritu y en la verdad, están en la adoración de la bestia,
(fuera del espíritu de Dios), y en su ira bajo el poder del dragón.
Y hay muchos instructores que causan que la gente caiga en error;
pero hay sólo un espíritu de verdad, que lleva a toda la verdad;
y éste es el espíritu que guió a los profetas y los apóstoles a escribir las escrituras;
y todos los instructores que están fuera de ellas,
causan que la gente caiga en el error y se alejen del espíritu en el que estaban los profetas y los apóstoles,
y por lo tanto están en la confusión.
Y hay un líder, Cristo Jesús, que Dios nos ha dado;
y todos los que no son guiados por él, son llevados hacia el hoyo, el lugar corrupto,
y ellos les dicen que aquí no hay perfección.
Y todos los entendidos en las lenguas confusas de Babel, quienes tienen la letra de las escrituras,
sin embargo siguen sus propios espíritus, (no ven), y las adivinaciones de sus propias mentes,
y usan sus lenguas, los tales edifican a Babilonia otra vez,
quienes no están en el espíritu en el que estaban los profetas y los apóstoles,
y no conocen la lengua de los entendidos,
ni las escrituras de Cristo, y los profetas, y los apóstoles;
sino que son como un libro sellado para ellos;
y por lo tanto ellos están enfurecidos y contendiendo acerca del significado de ellas,
enseñándoles a su pueblo, por su ejemplo, a hacer lo mismo.

Jorge Fox

307.

Mis estimados Amigos,

Quienes sienten la preciosa verdad de Dios,
por medio de la cual ustedes son hechos hombres y mujeres libres de Dios,

y han comprado la verdad, no la vendan por basura ni estiércol,
sino sean valientes por la verdad sobre la tierra.
Ustedes que han recibido la simiente de Dios en la buena tierra,
para que en esta vida algunos produzcan cincuenta, sesenta y cien veces
el fruto de la semilla de Dios, para su gloria;

y quienes han recibido el aceite de unción en sus lámparas de parte del Santo
para que ellas puedan estar encendidas y resplandecer tanto en la noche como en el día en sus tabernáculos,
por medio de las cuales ustedes pueden ser iluminados para entrar en la cámara del novio.
Y el poder de Dios siempre ha sido su guardador,
y lo será hasta el día de salvación;
y este poder de Dios está sobre todo,
sí, sobre el poder del diablo, el que gasta y destruye,
que hace al mundo como un desierto,

y lo llena con injusticia, muerte, oscuridad, y crueldad.
Por lo tanto que su fe permanezcan en el poder de Dios,
en el cual está el reino,

el cual es una cruz para el poder del mundo, que causa persecución;
y este poder de Dios es el evangelio,
que existía antes que existiera el diablo, quien les trajo la muerte y la oscuridad;

este poder de Dios trae la vida y la inmortalidad a la luz en ustedes,
por cuyo poder ustedes ven sobre aquel que los ha oscurecido, y antes que él existiera.
Y ustedes que son herederos de este evangelio guarden el orden santo y celestial de él;
por cuyo poder de Dios ustedes llegan a cavar,
y han hallado la perla en su propio terreno, de gran precio;
por cuyo poder de Dios ustedes llegan a vender todo,
y comprar el terreno, entonces ustedes tienen suficientes riquezas.

Y tienen sal en sí mismos, para que ustedes puedan saborear con ella;
y que su sal no pierda su sabor,
por medio de lo cual ustedes pueden ser guardados de estar bajo los pies de los hombres,

aunque aquellos que viven piadosamente en Cristo Jesús deben sufrir persecución;
y no sólo es dado a ustedes creer en Cristo, sino sufrir por su nombre,

cuyo nombre está por encima de todo nombre.
Y no hay salvación por ningún otro nombre bajo el cielo, sino por el nombre de Jesús;
cuyo nombre es una torre fortificada, y los justos huyen hacia ella, y están seguros;
por cuyo nombre y poder (que está sobre todo) ustedes han sido sostenidos a través de todas sus tribulaciones,
sufrimientos, encarcelamientos, y toma de bienes.
Y Cristo Jesús, y su poder, es el mismo hoy y ayer, y así para siempre.
Y por lo tanto, como dije antes, que su fe permanezca en su poder;
porque el reino de Cristo no permanece en la palabra, sino en poder, y en justicia, y en gozo en el espíritu santo;
cuyo reino es un reino eterno, y las riquezas en él son eternas.

Bienaventurados son todos los que son herederos y poseedores de esto,
sus mentes y sus corazones son guardados sobre todas las cosas que se desvanecen,
y las riquezas que tienen alas, que el arruinador puede arruinar.
Y por lo tanto consideren a todos los fieles ante ustedes,
como estas cosas contaron como pérdida, y basura y estiércol,
ante la excelencia de este conocimiento que ellos tenían en Cristo Jesús;

y consideren de la misma manera la fe de los mártires, la fe de los apóstoles,
y los cristianos primitivos
, quienes guardaron la fe y el testimonio de Jesús; su paciencia se pudo ver.
Y de la misma manera consideren a todos los profetas de Dios hasta Enoc,
como su fidelidad es manifestada;
y todo el resto, como ellos fueron probados por los perseguidores, por prisiones,
y por la toma de sus bienes terrenales y sus riquezas,
pero nunca de los bienes y riquezas celestiales;
porque allí el ladrón y el arruinador no puede entrar.
Y por lo tanto hagan caso a esa noble semilla, que nunca se inclinó al pecado ni a la iniquidad,
ni al diablo,
sino que hiere su cabeza, y lo destruye a él y a sus obras,
para que todos ustedes puedan ser carne de su carne y hueso de su huesos,
quien es el alimento y pan celestial que desciende del cielo,
por medio de quien ustedes pueden comer, y vivir por medio de él, como él vive por el Padre;
y por lo tanto al comer de este pan celestial que desciende del cielo,
ustedes pueden tener vida eterna.

El Señor puede probarlos por medio de la persecución, o tomar sus bienes externos que él les ha dado,
al permitir a aquellos que toman y persiguen que vengan a probarlos,
para que ustedes puedan salir como oro que ha sido pasado por fuego siete veces, (la perfección de la prueba),
porque muchos son los angustiadores de los justos,
pero el Señor los librará de todos ellos;

y bienaventurados son aquellos que son probados, para que ellos puedan salir más puros que el oro.
Y no dejen que nadie venda su primogenitura por un plato de comida y un pedazo de pan, como lo hizo Esaú.
Y no dejen que los ojos de nadie divaguen porque se llevan la lana;
ni miren hacia atrás a los juicios de Sodoma;
porque la tierra es del Señor, y su plenitud;
y él puede hacer que la lana crezca otra vez.
Y, por lo tanto, consideren las riquezas de Job, y la pobreza de Job,
y como sus amigos lo despreciaron en su pobreza, y como ellos fueron reprobados;
y Dios aumentó su prosperidad, y alargó su tranquilidad.
Y como las ventanas de Daniel estaban abiertas hacia Jerusalén,
en la hora de los informantes, cuando él oró a su Dios,
como él lo hizo antes en la hora cuando ellos no estaban afuera;
por lo tanto ¿no deberían todas sus ventanas y puertas
estar abiertas hacia la Jerusalén celestial, la madre de ustedes,
para que Dios pueda entrar y ayudarles en contra de la madre falsa y sus hijos?
Por lo tanto mantengan sus reuniones en el tiempo de los sufrimientos, como ustedes hicieron antes,
y prediquen la palabra en temporada, y fuera de temporada;
la palabra, yo digo, que manda a las nubes y las tormentas, y existía antes que ellas.
Y por lo tanto benditos son esos ojos que ven el sol de justicia que nunca se oculta,
el sol de justicia que no cambia;
porque el profeta habla de un sol y una luna que serán convertidas en oscuridad,
antes que llegue el día notable del Señor.

Y donde se ve este día notable del Señor, y aquellos que lo ven,
ellos ven al hijo glorioso de Dios, el hijo de justicia, por quien fueron hechas todas las cosas,
quien está sobre todas las cosas, quien es la cabeza de su pueblo, y mora en ellos,
quien está presente con ellos, y quien era, y será para toda la eternidad;
cuyo reino no tiene fin, quien es Dios sobre todo, bendito para siempre.

Jorge Fox

Kingston, el primer día del séptimo mes, del año 1674.


308. Escrita en el tiempo de su enfermedad en la prisión de Worcester, 1674

Mis estimados amigos,

En Inglaterra, y todas partes del mundo;
manténganse en el evangelio y su comunión, que es el poder de Dios,
que ustedes han recibido desde el principio,
en el cual no hay secta ni cisma,
sino una comunión eterna y un orden eterno;
y este evangelio lleva la vida y la inmortalidad a la luz, en cada uno de sus corazones,
y les deja ver por encima de él, a aquel que los ha oscurecido.
Ahora cada hombre y mujer aquí, tendrá un testimonio en su propio corazón,
de este orden y comunión, siendo herederos de él;
por medio del cual ustedes ven sobre todas las órdenes y comuniones falsas,
que están o pueden ser establecidas o hechas.
Por lo tanto es bueno que todos guarden su habitación.
Porque aquellos que se fueron en el camino de Caín (como hablan los apóstoles),
ellos envidiaron a los apóstoles que guardaron la comunión.
Y el camino de Coré, y el camino de Balaam; estos eran los que habían sido grandes profesantes,
quienes envidiaron a los apóstoles.
Porque tomen nota, era el camino de aquellos que tenían el espíritu de Caín, Coré y Balaam,
para oponerse al poder, quienes estaban en contra de Abel, y Moisés, y los apóstoles;
y así comenzó la apostasía.
Y así vinieron las muchas órdenes, entre ellos en la apostasía
de modo que al final el orden del evangelio se perdió entre ellos,
y el gobierno de Cristo, y su adoración;
y la bestia entonces fue establecida.
Y por lo tanto ahora el evangelio debe ser establecido otra vez,
y el gobierno de Cristo Jesús,
por aquellos que son herederos de el, y de su gobierno,
quien es el primero y el último, el comienzo y el final,
el aumento de su gobierno no tiene fin.
Ahora, yo digo, ustedes que son herederos de Cristo, poséanlo, y caminen en él;
y como ustedes le han recibido, así caminen todos en paz, y en amor,

y vivan en su adoración en el espíritu y la verdad, de los cuales el diablo está fuera.
Y en sus grandes asambleas del ministerio en Londres, o en otros lugares,
examinen, como fue al principio,
si es que todos los ministros que van a los países,
caminan como corresponde al evangelio.
Porque ustedes saben que ese era uno de los fines de esa reunión, prevenir y quitar el escándalo.
Y examinar, si es que todos los que predican de él se mantienen en el gobierno de Cristo Jesús,
y en el orden del evangelio, para exhortar a aquellos que no lo hacen.
Porque el fundamento ya está puesto, que es Cristo, y su gobierno está establecido;
el aumento del cual no tiene fin.
Por lo tanto si todos estos que se llaman cristianos hubieran guardado su orden, y su gobierno,
ellos no se hubieran molestado a sí mismos, ni a otros, con tantos desórdenes,
si él hubiera sido la cabeza de su iglesia;
por lo tanto si ustedes se mantienen en el orden del evangelio, y el gobierno de Cristo Jesús,
se mantendrán fuera de la apostasía, en la que ellos han estado;
y las muchas falsas órdenes, y gobiernos, a las que ellos fueron,
y que pusieron a los unos en contra de los otros, cuando se salieron del verdadero.
Como ustedes pueden ver en las escrituras de la verdad,
fueron unos espíritus altaneros como Caín y Coré los que hicieron eso;
porque Caín fue capaz de edificar una ciudad.
Y Coré, quien se opuso al líder principal, Moisés, era de los príncipes del pueblo;
y así estos se opusieron (con sus muchos órdenes), al orden verdadero.
Y Balaam, quien fue capaz de enseñar a una nación, y profetizó ante un rey,
hizo a los hijos de Israel tropezar por su mal consejo.
Estos eran hombres de estima, estos eran aquellos que el mundo siguió,
estos llegaron a montarse sobre el pueblo;
y los que son así se opusieron a Abel, Moisés,
y Cristo (el líder y gobernador), y sus apóstoles,
y establecieron las muchas órdenes, y gobiernos, en sus iglesias,
y se separaron en sectas.
Y por lo tanto, amigos, si ustedes se mantienen bajo Cristo, el gobernador,
quien gobierna a su iglesia en justicia,
y quien es un profeta y predicador;
se mantienen en su orden del evangelio;
ninguno de ellos puede engañarlos, dejen que vengan con sus pretensiones justas.
Porque Cristo hiere la cabeza de la serpiente,
quien es la cabeza de todos los maestros falsos, y órdenes falsas, que no están en su poder.
Cristo es el primero y el último;
y por lo tanto, manténganse en su poder,
y en la unidad de su espíritu, que es el vínculo de paz.
Tomen nota, el espíritu puro, santo, eterno, e invisible de Dios es el vínculo de paz.
Por lo tanto, no renuncien a su vínculo con el Príncipe de príncipes;
porque si lo hacen, ustedes pierden su vida, y van hacia la muerte, y hacia un espíritu maligno,
y quebrantan la paz del Príncipe de príncipes,
de modo que ustedes pierden su paz con él, Cristo Jesús.
Y por lo tanto les concierne a todos, quienes profesan que son ministros,
ser humildes, de otra manera no aprenden de Cristo;
a no ser duros o altaneros,
sino caminar como ejemplos entre el rebaño de Dios,
y no sean señores sobre la herencia de Dios;
sino dejen que él sea Señor, ya que es su derecho.

Y ustedes han conocido la manera de mi vida, la mayor parte de treinta años,
desde que comencé, y abandoné todas las cosas;
Busqué no para mí mismo, busqué para ustedes y para gloria del que me envió;
y cuando fui hacia él, quien es capaz de salvarles, los dejé en las manos de él.
Y mis viajes han sido muchos, en hambres y fríos,
cuando habían pocos, por los primeros seis o siete años,
de modo que a menudo me acosté en los bosques y lugares comunes en la noche;
y muchas veces era un dicho,
que yo no entraba en las casas, ni me acostaba en sus camas.
Y las cárceles han sido mi hogar por gran parte del tiempo,
y he estado en peligro de mi vida, y en riesgo diariamente.
Y entre ustedes me he hecho como sin reputación, para mantener la verdad en reputación,
como todos ustedes saben muy bien, quienes están en el temor de Dios.
Con los humildes, me hice humilde;
y con el débil y lánguido, fui uno de ellos,
y condescendí a todas las condiciones,

porque el Señor me había preparado para eso antes de enviarme;
y así pasé por grandes sufrimientos en mi cuerpo, como ustedes han sido podido ver.
Y pocos al principio tuvieron cuidado de establecer las reuniones de mujeres y de hombres,
aunque generalmente las aceptaron cuando las entendieron;
pero el Dios eterno, quien me envió por medio de su eterno poder,
primero para declarar su evangelio eterno,
y luego después de que el pueblo había recibido el evangelio, fui inspirado a ir por toda la nación,
para aconsejarles a establecer las reuniones de hombres y mujeres, muchas de las cuales estaban establecidas;
y fui inspirado a escribir a otros lugares, para que ellos hicieran lo mismo, lo cual guardó el poder.
Y este era el fin, que todos los que habían recibido el evangelio, puedan ser poseedores de él,
y del orden del evangelio, el cual es celestial;
y que todos los que habían recibido a Cristo Jesús, puedan caminar en él,
y poseer su gobierno en la iglesia,
quienes son miembros de él, el pan celestial.
Y así los hombres y mujeres, al ser herederos de Cristo,
son herederos de él, y de su gobierno;

para que los hombres y mujeres puedan ambos ser poseedores de su gobierno;
y al ser los hombres y mujeres herederos de este evangelio, puedan heredarlo.
Entonces los hombres y mujeres son herederos del orden del evangelio,
el cual es del cielo, y no por medio del hombre, ni del hombre;
lo cual es un orden eterno, que viene del poder de Dios;
porque el evangelio es llamado el evangelio eterno.
De modo que ahora todos en la restauración por Cristo Jesús, a la imagen de Dios,
puedan ser ayuda idónea en santidad y justicia,
como lo eran Adán y Eva, antes de caer;

porque en la iglesia de Cristo, donde él es cabeza,
allí está su evangelio, y su orden, y su gobierno;
allí se siente su poder en el corazón de cada uno,
y allí están estos oficios de amonestación, reproche, exhortación, y reprobación,
entre aquellos que están convencidos, y convertidos, por aquellos que están en el poder; porque hay varios estados.
Por lo tanto aquellos que no quieren que las personas sean amonestadas, quienes dicen estar bajo el nombre de la verdad,
sin embargo van hacia el pecado y la iniquidad, aquellos que están fuera del orden del evangelio,
y del gobierno de Cristo Jesús, y ellos mismos son de mente libertina,
que quieren elevarse a sí mismos, y ser señores.
Pero ese espíritu debe ser juzgado, porque está fuera del poder de Dios,
y fuera del espíritu, en el cual está la comunión.

Jorge Fox


309.

Amigos,

Busquen la paz de todos los hombres; y esta paz está en Cristo,
y es una paz que el mundo no puede quitar.
Y bienaventurados los pacificadores, quienes fomentan la paz entre los hermanos y el pueblo;
estos recibirán una bendición del Señor, el rey de paz;
pero ay de aquellos que causan conflicto y ofensa.
Y caminen todos en la justicia de Cristo el Señor, en vez de su propia justicia,
y hagan, y actúen, y hablen en su justicia;
entonces ustedes actuarán, y harán, y hablarán, y caminarán en eso, en lo cual ustedes tienen paz,
y entonces Dios se deleitará en ustedes,
y ustedes serán amados por él, porque él ama a los justos.
Y está por debajo de cualquiera en el pueblo de Dios levantar un informe impío de su pueblo,
o de cualquier otro,
o darles ambos oídos a cualquier informe de su pueblo o de algún asunto,
hasta que hayan oído a ambos lados;
de modo que la justicia, y verdad, y juicio, puedan ser mantenidos, y que no caigan.
Y en sus reuniones de hombres y mujeres,
ustedes están en los negocios del Señor, y no los suyos propios;
y por lo tanto permitan que el Señor esté en sus ojos,
para que todos ustedes puedan recibir su presencia, y poder, y sabiduría, y juicio,
para hacer, actuar y hablar en ella.
Y esto mantiene a todos en su temor, para que sean cuidadosos de sus palabras y sus acciones,
y mantiene a todos sólidos, y virtuosos, y sobrios;
y entonces cualquier cosa que sea de buen nombre, y que sea decente y hermosa,
y cualquier cosa que sea virtuosa, y tienda a la virtud, y sea amable,
síganla y estímenla
.
Y allí sus ojos se mantienen abiertos, para ver que no se necesite nada,
y para que ustedes permanezcan en aquello que nunca caerá,
en el poder, y espíritu, y simiente, Cristo,
quien es el fundamento seguro, y la roca eterna.

Jorge Fox


310.

Amigos,

Denle gracias al Señor en todo;
porque de él ustedes reciben todo lo que es bueno;
porque el apóstol dijo en 1 Tes 5:18, 'Dad gracias en todo:
porque ésta es la voluntad de Dios para vosotros en Cristo Jesús;'

y aquellos que no obedecen esta doctrina,
no hacen la voluntad de Dios en Cristo Jesús.
Y el apóstol dijo:
Porque todo lo que Dios ha creado es bueno,
y no hay que rechazar nada
cuando es recibido con acción de gracias;' etc. 1 Tim 4:4
.
Y David dijo: 'A medianoche me levanto para darte gracias
por tus justos juicios.' Salmo 119:62.

Y David dijo: 'Alabad a Jehovah, porque es bueno;
porque para siempre es su misericordia.' Salmo 118:1.

Por lo tanto el Señor es digno de toda acción de gracias y alabanza, a través de Jesucristo,
quien creó todo por medio de Jesucristo,
para su gloria y honor para siempre.

Jorge Fox


311.-Para las reuniones de hombres y mujeres en Barbados.

Estimados Amigos,

Que todas las cosas sean hechas en amor, y en el espíritu de Cristo,
el cual es el espíritu del cordero, quien debe tener la victoria;
porque la paciencia corre la carrera, y obtiene la victoria.

Y supriman el espíritu duro de Esaú,
porque eso no dejará al judío en el interior pasar al camino del rey.
Y por lo tanto no apaguen nada que sea bueno;
sino manténganse en el amor de Dios, que es esparcido en sus corazones,
y todos manténganse en sus propios manantiales, y en su propio pecho,
y sientan su propio pan en su propia casa (del cielo).
Y no se esfuercen para alcanzar el dominio, sino dejen que Cristo sea su maestro,
quien es la sabiduría de Dios, y la sabiduría de ustedes,
y justicia, y santificación, y justificación;

y moren ustedes en la humildad y amor, que soportará todas las cosas;
y que no es provocado fácilmente, y no tiene envidia.

Si su amor no está en este amor, no es el amor de Dios,
aunque ustedes puedan estar convencidos de la verdad.
Pero ellos son felices los que obedecen la verdad de lo que ellos están convencidos;
y si no lo hacen, perderán los días de su inocencia y simpleza.
Y conocen el nacimiento que es nacido libre, el cual puede dar la mejilla al golpeador.
Porque hay un nacimiento de la semilla mortal,
y hay un nacimiento de la semilla inmortal, por la palabra de Dios,
que vive y permanece para siempre;
y esa última tiene una habitación que es para siempre.
Y tengan cuidado, amigos, de no descubrir las debilidades de otros;
pero si alguien tiene algo que decir, que se lo diga a la persona afectada;
y si ellos no escuchan, tomen a dos o tres más, antes de ser llevados ante el público.

Esta es la orden de la cabeza, Cristo, a su cuerpo, su iglesia.
Y si hay algún informe de alguien, que hablen con las personas implicadas;
porque el informe puede ser falso; y el Señor dijo: 'No levantarás falso testimonio de mi pueblo.'
Por lo tanto en esto ustedes tendrán cuidado los unos con los otros, por el bien de los unos y los otros,
prefiriéndose los unos a los otros en la verdad.

Y por lo tanto permitan que el verdadero amo fraternal continúe, y la amabilidad, afabilidad, y cortesía,
y cualquier cosa que sea decente, hermosa, y de buena reputación ante los ojos de Dios,
y ante los corazones de todos los hombres buenos, sigan eso;
y así, que en sus reuniones de hombres y mujeres, nada pueda ser visto de la antigua levadura,
de la antigua malicia, ni de el hombre antiguo, ni sus acciones,

ni su antigua imagen, y que no se tome nada de su antigua botella, ni se coman sus uvas agrias;
porque si ustedes lo hacen, tendrán sus dientes listos los unos en contra de los otros.
Pero obedezcan la simiente real, Cristo Jesús, quien hace todas las cosas nuevas, el camino nuevo y viviente,
un hombre nuevo, que sigue a Dios y su imagen;

de modo que los hijos del nuevo pacto tienen la nueva levadura,
que leuda hacia el amor de Dios, que edifica el cuerpo, del cual Cristo es la cabeza;
y las nuevas botellas, llenas del nuevo vino del Cristo, la vid;
el nuevo vino que alegra todos sus corazones
para Dios y Cristo, y el uno en el otro.
Por lo tanto aquí está el nuevo corazón, el nuevo espíritu, la nueva vida, en la cual el Dios viviente es servido.
Y por lo tanto, este es el mundo del Señor Dios para todos ustedes, 'Que este nuevo camino,
nuevo pacto, nuevo hombre, nueva levadura, nuevo vino, nueva vida,
muestre su fruto en la nueva vida, del nuevo hombre.
Para que el fruto de lo antiguo no aparezca,
y que el vínculo de paz, en la unidad del espíritu, pueda ser guardada entre ustedes.
Por lo tanto manténganse en esta unidad del espíritu, lo cual es el vínculo de paz;
y que ninguno quebrante su paz, y vaya hacia el mal comportamiento;
porque esto está fuera del espíritu de Dios y de Cristo, que es manso, amable, etc.
Por lo tanto que el Señor Dios de sus vidas pueda ser glorificado en todos ustedes,
y sobre todo, quien está sobre todo,
Dios sea bendecido por siempre y para siempre.

Jorge Fox


312.

Amigos todos,

Quienes están en el poder de Dios, y en su espíritu;
a través de este espíritu ustedes oran a Dios, y piden en el nombre de Cristo Jesús,
(en el cual todos los que oran de verdad deben estar),
y el verdadero canto y gozo debe ser en el espíritu,
y la verdadera predicación y ministerio deben ser en el espíritu;
porque los santos fueron formados como ministros capaces del espíritu, y no de la letra.
Ahora, cuando un ministro, en el espíritu del Dios viviente,
ministros espirituales y cosas celestiales,
todos los que lo reciben, lo reciben con gozo en la asamblea.
Ahora, aquel que es un ministro del espíritu, y ministra cosas espirituales,
si aquellos que lo reciben, lo reciben con sinceridad, con gozo y alegría,
y se regocijan en recibirlo, mientras el otro los ministra,
aquel que es un ministro del espíritu, no los juzga;
sino se regocija en aquellos que lo reciben, y alaba a Dios por eso.
Y así de la misma manera aquellos que cantan en el espíritu se extienden hacia el espíritu en otros,
por lo cual ellos tienen un sentido de que esto que procede del espíritu;
porque en la audiencia del discurso del verdadero ministro,
hay gozo para todos los que buscan y tienen sed de justicia;
porque la predicación del evangelio es las buenas nuevas, las noticias gozosas,
y es un consuelo tanto para el alma, como para el cuerpo y el espíritu,
para todos los que lo reciben en integridad y sinceridad,
y no pueden sino regocijarse con el sonido del poder, donde es recibido;
y aquellos que predican en esto no pueden juzgar a aquellos que se regocijan en el espíritu y el poder,
y adoran a Dios en sus almas cuando ellos oyen su sonido.

¡Oh! el eterno evangelio, el poder eterno de Dios,
el cual es libertad,
donde es oído (su sonido),
lo cual es la libertad del espíritu, para el alma, para la criatura.
Si una criatura debe alabar a Dios en su alma, en su espíritu,
en la misma audiencia del sonido de este evangelio glorioso, o hacer una melodía gozosa;
el ministro del espíritu, quien predica el evangelio glorioso,
no puede juzgar a los tales por eso, ni decir que es un sonido confuso;
porque es el ministro de la letra que juzga así,
quienes pueden reunir los paquetes de la letra, y hacen un canto de esto, o una predicación de esto,
para lo cual el ministerio del evangelio del espíritu es el olor de muerte para muerte,
y de vida para vida.

Y con respecto a orar en el espíritu;
'pero el Espíritu mismo intercede con gemidos indecibles.'
Ahora, donde se ora en este espíritu, (en el cual debe estar toda persona que ora de verdad),
hace intercesión por medio de los velos, por medio de las nubes y densa oscuridad,
por el poder invisible, al Dios invisible;
y esta persona que ora al estar hecha en una asamblea para el trono de gracia,
allí la asamblea (en sus espíritus) se reúne en este espíritu, y hace intercesión,
y entra a través de los velos, nubes, y densa oscuridad al trono de gracia.
Y si algunos de estos desea adorar a Dios en un sonido gozoso con sus almas y espíritus,
¿puede aquel que ora en el espíritu, y hace intercesión en él,
juzgar aquellos que gimen en el espíritu, y sienten la intercesión al trono de gracia?
No, él no puede; porque él siente una unidad en el espíritu;
y en caso de que alguien gima y suspire, cuando otro esté orando en el espíritu,
eso hace que la intercesión sea fácil en el espíritu invisible,
al Dios invisible, y trono de su gracia;
y este espíritu de Dios operando en la asamblea,
hace que algunos suspiren y giman, siendo sensibles de sus deseos;
y el poder los ha despertado;
por lo tanto ¿puede cualquiera juzgar a los que oran en el poder y el espíritu, que los ha despertado?
No, pero él los oye, y está contento cuando él conmueve;
y por lo tanto al tener la mente del Señor, hace intercesión ante él por su espíritu,
quien oye los suspiros del necesitado, y los gemidos de los oprimidos, él no puede juzgar a los tales.
Y por lo tanto aquellos que juzgan a los suspiradores, oradores,
y aquellos que hacen una melodía gozosa, (de la palabra que mora en sus corazones),
aquellos que los juzgan, no están en el espíritu que hace intercesión;
y aquello que es contrario debe ser reprobado y amonestado en privado,
por aquellos que están en el espíritu de Dios, no sea que ellos arranquen el trigo y la cizaña juntos,
y hacen una confusión en la iglesia;
porque Dios no es autor de confusión, sino de la paz y el buen orden.
Pero ese espíritu que es altanero y elevado, y puede formar una adoración por palabras,
y ora en su propio espíritu,
juzgará tales suspiros, gemidos, adoraciones, y cantos, como antes;
porque el espíritu exaltado debe ser derribado con la espada del espíritu.
Porque si alguien suspira, o gime, o se regocija, o hace un sonido gozoso,
cuando otro está orando en el espíritu de Dios, y ministrando en el espíritu, cosas espirituales;
el espíritu del error no puede soportar esto,
sino se hincha, y se quebranta en confusión y desorden,
lo cual (como dije antes), debe ser derribado con la espada del espíritu;
porque él niega el efecto de la verdadera oración, y quien hace intercesión,
quien tiene, o quisiera tener, ningún sentido de los efectos de la verdadera oración;
pero aquello que es formal, y en la imitación,
que hace a muchos gemir y suspirar,
quienes están cargados con ese espíritu; sí, muchos que son sensibles.
Y por lo tanto todos deben mantenerse humildes ante el Señor,
en la humildad, en el espíritu y poder;
fuera de la imaginación, imitación, y auto exaltación.
Y por lo tanto manténganse en la unidad del espíritu, que es el vínculo de paz;
sí, el vínculo de paz del Príncipe de príncipes.
Así el evangelio de paz es conocido,
y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento;
quien es el Rey de reyes, y Señor de señores, y la paz del Príncipe de príncipes,
quien dijo: 'En mí ustedes tienen paz;'
y todos están atados por el espíritu de Dios a mantener su paz;
y todos sus creyentes, y fieles, y verdaderos cristianos,
están obligados a mantenerlo entre ellos,
y en todas sus asambleas (su iglesia) de la cual él es la cabeza.

Jorge Fox

Cárcel de Worcester, el día 14 del noveno mes, 1674.


313.

Amigos,

Todos los que son sensibles al poder de Dios, y que lo han recibido,
el cual es inmortal y eterno, vivan en él, y crezcan en él;
porque el poder de Dios está por encima del poder del diablo;
y este poder de Dios es el evangelio, y es llamado la cruz de Cristo.
Quienes han recibido el evangelio, el poder de Dios,
y llegan a ser herederos de él, tomen posesión de él;
y mantengan sus reuniones de hombres y mujeres en él,
en su posesión del evangelio, el poder de Dios.
Aquí está el orden santo, celestial, y poderoso,
el cual es eterno, y no tiene fin;
y este orden del evangelio, el cual es el poder de Dios,
está por encima de todos los órdenes en el mundo, y existía antes que ellos,
ya sean judíos, gentiles, o cristianos apóstatas.
Porque el apóstol dijo, en Gál 1:11-12
'Pero os hago saber, hermanos,
que el evangelio que fue anunciado por mí no es según el hombre;
porque yo no lo recibí, ni me fue enseñado de parte de ningún hombre,
sino por revelación de Jesucristo.'

Por lo tanto yo les puedo declarar, en la presencia del Señor,
que el evangelio, el cual es el poder de Dios,
yo no lo recibí del hombre, ni me lo enseñaron, sino más bien me fue dado por medio de la revelación de Jesucristo.
Y todos ustedes que han recibido el mismo poder,
(es decir, el evangelio), y son poseedores de él, pueden testificar,
que el evangelio, el poder de Dios, no es por medio del hombre, ni del hombre;
aunque algunos hombres y mujeres, en su sabiduría carnal, pueden oponerse a él;
pero Pedro dijo en 1 Ped 1:12
'el evangelio por el Espíritu Santo enviado del cielo,'

es lo que fue predicado a las iglesias en ese entonces, y así es ahora.

Y por lo tanto, todos ustedes que lo han recibido,
este poder celestial y eterno de Dios, la dignidad celestial;
manténganse en su posesión de él,
siendo herederos de él, y en el santo orden de él,
y caminen, como corresponde al evangelio,
y que su conducta sea de acuerdo a él, como lo hacían los santos y las iglesias en los tiempos primitivos;
porque Cristo, quien redimió a su pueblo de su vana conducta,
y los compró con su sangre,

y se ha convertido en la cabeza de la iglesia, el hombre celestial y espiritual,
les ha dado una posesión celestial y espiritual y les ha ordenado a caminar en él,
y mantenerse en él, el cual es la unidad y comunión celestial, y eterna;
es decir, en el evangelio eterno, el poder de Dios,
del cual no me avergüenzo, el evangelio de Cristo;
pues es poder de Dios para salvación, para todo aquel que cree. Rom 1:16.

Y la cruz de Cristo es el poder eterno de Dios;
y ustedes ya no están en comunión, sino a medida que se mantienen en la cruz de Cristo;
porque el enemigo de la cruz de Cristo es la mente que se va hacia cosas externas y terrenales,
y establece otro dios, a saber, su vientre;
y otra gloria, a saber, su vergüenza;

y por lo tanto es llamado el misterio de la comunión de la cruz de Cristo,
la cual es el poder de Dios.
Por lo tanto esta comunión no es del hombre, ni por medio del hombre;
porque es el poder eterno de Dios.

Y por lo tanto, no abandonen la comunión,
ni congregarse juntos,
como es la costumbre de algunos, y lo fue;
sino exhórtense los unos a los otros, y mientras más mejor,
porque ustedes ven que el día se acerca más y más a ustedes;

porque si hay algún pecado voluntario,
después que ustedes han recibido el conocimiento de la verdad,
no queda ningún sacrificio por el pecado,
sino sólo una horrenda expectativa de juicio y ardiente indignación,
que devorará a los adversarios de Dios.

Y por lo tanto, manténganse en el camino nuevo y viviente,
que está preparado para todos los verdaderos creyentes, como ustedes pueden ver en Heb 3:13
Más bien, exhortaos los unos a los otros cada día, mientras aún se dice: "Hoy";
tomen nota, mientras aún se dice "hoy";
porque ustedes pueden perder el día de la cosecha, y ser endurecidos antes que venga el día de mañana;
y 'para que ninguno de vosotros se endurezca por el engaño del pecado;'
y esta era la práctica de la iglesia, que estaba en la luz, el poder, y el espíritu de Dios,
como en Heb 3:13. Y en Tito, vean como el apóstol lo amonesta,
quien estaba en el poder de Dios,
a exhortar y reprender, con toda autoridad;

después que él le había mostrado como la gracia de Dios,
que trae la salvación, apareció a todos los hombres, que le enseñó a los santos cómo vivir,

y aquellos que se alejaron de ella debían ser reprendidos, y otros exhortados a ir hacia ella. Tito 2:11-12.

Y también él instruye a Timoteo, quien era el poder de Dios, a exhortar a la iglesia;
y de la misma manera que las escrituras, que fueron dadas por la inspiración de Dios,
eran útiles para enseñanza, para la reprensión, para instruir, y corregir en justicia,
para que el hombre de Dios pueda ser perfecto, completamente equipado para toda buena obra;

tomen nota, el hombre de Dios, no el hombre del mundo, quien niega la perfección;
y aquellos que tienen el espíritu de Dios, quien nos dio las escrituras, hacen lo mismo. 2 Tim 3:16-17.
Y aquellos que iban a exhortar debían ser un ejemplo en palabra y conducta,
en amor, en espíritu, en fe, y en pureza;
los tales debían ocuparse en la exhortación, y la doctrina, y todavía deben hacerlo, como ustedes pueden ver en 1 Tim 4:12-13.

Y Pedro le dijo a la iglesia en los tiempos primitivos, lo cual debería ser la práctica de la iglesia de Cristo ahora,
'Cada uno ponga al servicio de los demás el don que ha recibido, 
como buenos administradores de la multiforme gracia de Dios.
Si alguien habla, que hable conforme a las palabras [oráculos] de Dios. 
Si algún hombre ministra, que lo haga conforme a la habilidad que Dios le da,'
tomen nota, Dios les da, y el hombre, o como Dios le ha ministrado a él,
para que en todas las cosas Dios sea glorificado por medio de Jesucristo,
a quien pertenecen la gloria y el dominio por los siglos de los siglos. Amén.' 1 Ped 4:10-11.

Y el apóstol dijo: 'a cada uno de nosotros le ha sido conferida la gracia conforme a la medida de la dádiva de Cristo,
porque un solo Dios y Padre de todos, quien es sobre todos, a través de todos y en todos vosotros.'

Por lo tanto todos, ahora como entonces, deben obedecer a aquel que está en todos ellos, quien está sobre todos,
y su don, y la medida de la gracia, el don de Cristo;
porque ella les enseñará, y les traerá su salvación;
y por medio de la medida del don de gracia ellos crecen hasta llegar a ser varones perfectos,
hasta la medida de la estatura de la plenitud de Cristo, como se puede ver en Efe 4:12-13.

Y así como Dios ha dado a cada hombre una medida de fe, ellos deben caminar en la fe,
la cual les da la victoria y acceso a Dios, que purifica sus corazones;
con la cual ellos agradan a Dios.

Y el apóstol le dijo a la iglesia entonces,
lo cual debe ser la práctica de la verdadera iglesia ahora,
que de acuerdo a la gracia que fue dada,
'si es que profetizamos, profeticemos de acuerdo a la proporción de la fe;'
o cualquier oficio, esperemos en el oficio; o, aquel que enseña, úselo en la enseñanza;
y el que ministra, en ministrar; o el que exhorta, en exhortación
;
y el que distribuye, que lo haga con simpleza,' etc.
Y 'aquel que muestra misericordia, con alegría;' como ustedes pueden ver en Rom. 12.

Por lo tanto todo esto debe hacerse en la fe,
y de acuerdo a la medida de la gracia dada a todos;
para que todo pueda ser hecho en la fe de acuerdo a la medida de la gracia dada a todos,
para que todo pueda ser hecho en la fe proveniente del único espíritu,
cuya manifestación es dada a todos para provecho;
y por medio de este espíritu todos ellos son bautizados en un cuerpo,
cuya cabeza es Cristo, el hombre celestial espiritual.

Por lo tanto todos los miembros, desde el ojo hasta el pie, son útiles en el cuerpo,
en la gracia de Dios, quienes están unidos por el espíritu de Dios,
y a Cristo su cabeza, de quien ellos reciben el alimento;
porque el espíritu de Dios distribuye a todos severamente, como él lo hará,
y por lo tanto todos deben beber (tomen nota, beber) en un espíritu;

en el cual todos ellos tienen comunión en beber celestialmente la bebida espiritual,
y comer el pan espiritual que desciende del cielo.
Por lo tanto los ojos de todo hombre y mujer deben ser elevados al cielo,
y las mentes, y sed, y deseos, y corazones, y el alma que tiene hambre,
y el necesitado que suspira, y el pobre que gime,
por este pan que desciende del cielo;
y la bebida espiritual,
y por lo tanto ellos deben tener el pan espiritual en sus propias casas,
y el agua celestial en sus propias cisternas,
con la cual ellos deben refrescarse a sí mismos y a otros.
Por lo tanto de esta manera todos pueden comer y beber para la adoración y la gloria de Dios,
para que todos beban en un espíritu.
Y a medida que ellos comen el pan que desciende del cielo,
ellos pueden decir que se cumple el versículo 'Todos los ojos se levantan hacia ti,
tú abres tu mano;' es decir, tu poder; 'y tú llenas con tus bendiciones;'

y entonces, con sus almas, corazones, y espíritus, mentes y labios,
ellos mostrarán su alabanza, al adorar a Dios, el Creador,
quien está en todos, sobre todo, por medio de todo, y sobre todo.

Y por lo tanto, en el poder y el nombre de Jesús, en cuyo nombre ustedes están reunidos,
mantengan sus reuniones, sus reuniones de hombres y mujeres,
para que en el poder ustedes puedan ser guardados en la santa unidad, y santo orden,
en diligencia, en la iglesia de Dios, y en su negocio, y asuntos,
amonestando, exhortando, reprendiendo aquellos que hablan, y no caminan como corresponde;
aquellos que profesan, y no poseen;
ellos son habladores, y no son hacedores.

De modo que la vida y la conducta de todos
pueda ser como corresponde al evangelio de nuestro Señor Jesucristo, el hombre celestial,
y se mantienen en la unidad del espíritu, la cual es el vínculo de paz del Príncipe de príncipes:
la cual, si ustedes quebrantan, ustedes abandonan sus riquezas en su propiedad y herencia de la vida.

Algunos hombres pueden decir que el hombre debe tener poder y superioridad sobre la mujer,
porque Dios dice: 'El hombre debe gobernar sobre su esposa; y el hombre no procede de la mujer,
sino la mujer del hombre.'

En verdad, después que el hombre cayó, ese fue el mandato;
pero antes que el hombre cayera no había un mandato así; porque ambos eran ayuda idónea,
y ambos debían tener dominio sobre todo lo que Dios había hecho.

Y como dijo el apóstol: 'porque así como la mujer proviene del hombre,'
sus siguientes palabras fueron: 'así también el hombre nace de la mujer;
pero todo proviene de Dios.'

Y así el apóstol aclara sus propias palabras;
y por lo tanto así como el hombre y la mujer son restaurados otra vez, por medio de Cristo a la imagen de Dios,
ambos tienen dominio otra vez en la justicia y santidad,
y son ayuda idónea, como eran antes de que cayeran.

Entonces el hombre no existe aparte de la mujer,
ni la mujer sin el hombre en el Señor.

Aquel que tiene oído para oír, que oiga.
Pero hay algunos espíritus oscuros que dicen
que cuando las mujeres se reúnen a adorar a Dios, aparte de los hombres,
es horroroso y ridículo.
Pero este espíritu oscuro no ha definido lo que es la adoración;
porque si un grupo de mujeres se reúne,
y algunas de estas mujeres se arrodillan,
y levantan sus manos y ojos a Dios,
y oran a Dios, o alaban a Dios,
así como Juan cayó ante el ángel, esto es adoración.
Y si el espíritu oscuro llama a esto horroroso y ridículo,
porque los hombres no están con ellas,
entonces quiere decir que es horroroso y ridículo orar a Dios,
o adorar a Dios, a menos que hayan hombres con ellas.
Por lo tanto, con el espíritu de Dios,
todos pueden ver a qué confusión está entrando ese espíritu oscuro,
que está en contra de las reuniones de las mujeres,
y que las mujeres no deben adorar a Dios aparte de los hombres,
y las llaman horrorosas y ridículas;
pero de su propio espíritu horroroso, su propia ridiculez es manifestada.
Porque ustedes pueden ver en las escrituras lo que era la adoración,
y lo que es la adoración;
aquellos que no debían adorar a los ídolos,
no debían levantar sus manos ni sus ojos a ellos, ni inclinarse ante ellos,
sino adorar a Dios,
e inclinarse ante él,
y levantar sus manos y ojos a él.
Porque todos los hombres y mujeres deben levantar sus ojos, manos, corazones, y espíritus al Señor,
e inclinarse ante él, y adorarle;
y deben en todas sus reuniones, en las que se reúnen en el nombre de Jesús,
esperar al Señor para recibir sabiduría, consejo, y entendimiento,
para que por ellos puedan ser ordenados y dirigidos en su santo servicio y asuntos,
en su santa iglesia, de la cual Cristo es la cabeza,
a medida que son dirigidos y ordenados por el poder y sabiduría del Señor,
para adorarle, y magnificarle, y glorificarle, con acción de gracias,
tanto es sus reuniones de hombres como de mujeres,
y todas las otras reuniones, en el nombre de Jesucristo.
Porque él está en medio de ellos,
su profeta, sacerdote, maestro, pastor, obispo, y consejero,
abriendo con su poder celestial, alimentando con alimento celestial,
aconsejando con su consejo celestial,
santificándolos, para presentarlos a Dios santo sin mancha,
supervisándolos con su santo poder y espíritu;
para que Dios pueda recibir la adoración y la gloria por medio de Jesucristo,
en todo, y por medio de todo, quien es bendecido para siempre.

Por lo tanto los Amigos no deben reunirse como un grupo de personas que se ocupan de los negocios del pueblo o de la parroquia,
ni tampoco en las reuniones de hombres o de mujeres, sino esperar al Señor;
y sintiendo su poder y espíritu que los guía, y los ordena para su gloria;
de manera que lo que sea que hagan, ellos pueden hacerlo para la adoración y la gloria de Dios,
y en unidad en la fe, y en el espíritu, y en comunión en la orden del evangelio;
y el diablo y sus instrumentos no pueden entrar en este evangelio, el cual es el poder de Dios;
eso lo enoja, y él no quiere que la mujer tenga parte en esto,
(quien primero engañó a la mujer, y ahora quiere hacerlo otra vez), ni los hombres tampoco.
Ni tampoco puede él entrar en la adoración de Dios,
la cual está en el espíritu y la verdad, de la cual el diablo está afuera;
y por lo tanto mantengan sus posesiones en el poder de Dios,
y sus habitaciones allí,
y en Cristo Jesús, quien hiere la cabeza de la serpiente,
quien es la cabeza de todas las órdenes, y desórdenes,
y ha hecho al mundo como un desierto,
y él en sus instrumentos está en contra del orden del evangelio, y del poder de Dios,
que los hombres y las mujeres deben poseer, y su dignidad.
Y muchos hablaron mal de esto en los días de los apóstoles, y todavía lo hacen;
pero el poder permanece, y el orden de él sobre su cabeza, y sus instrumentos;
y Cristo es el mismo ayer y hoy, y para siempre;
y el crecimiento de su gobierno no tiene fin.
Por lo tanto todos los que son herederos de Cristo,
y de su poder y justicia son herederos de su gobierno;
y ellos ven que su crecimiento no tiene fin.

Y ustedes pueden ver como el apóstol, después que había convencido al pueblo,
los llevó al orden del evangelio;
y los judíos después que habían salido de Egipto,
fueron llevados al orden de la ley de Dios.
Y a medida que los cristianos llegan a creer en Cristo,
ellos deben venir al orden del evangelio.

Por lo tanto yo fui inspirado por primera vez por el Señor Dios
a ir por toda la nación a predicar el evangelio;
entonces después el Señor me inspiró a ir a todas partes, a exhortar y escribir,
para que todo el pueblo pueda ir a la posesión del evangelio (y su orden),
el cual es el poder de Dios, que existía antes que el diablo;
que no es del hombre, ni por el hombre y su palabra;
por medio del cual todas las cosas son sostenidas y ordenadas para la gloria de Dios.
Y Cristo es un sacerdote según el orden de Melquisedec.
De modo que ustedes pueden ver que había un orden celestial en el poder y espíritu del sacerdocio de Cristo,
como era el de Aarón;
de cuyo orden Cristo no vino.

Y el apóstol le dijo a la iglesia: 'Hágase todo decentemente y con orden.'
Y este orden estaba en el poder de Dios, el evangelio (1 Cor 14:40) donde está toda la decencia.
Y el apóstol dijo que "aunque estaba ausente en el cuerpo,
estaba presente con ellos en espíritu, gozándose y mirando su buen orden;"

es decir, el orden de las iglesias, y su firmeza en Cristo.
"Por tanto, de la manera que habéis recibido a Cristo Jesús el Señor, así andad en él."

Por lo tanto este era el orden espiritual del evangelio, el cual el apóstol contempló en espíritu,
y los amonesta a ellos a hacerlo; en quien debiera estar su caminar;
es decir, en Cristo, el hombre espiritual celestial;
y no caminar en el antiguo Adán, quien estaba sin este orden espiritual celestial del evangelio;
lo cual es el deber de todos los verdaderos cristianos, caminar en Cristo y el orden de su evangelio.
Y se dice en Salmo 37:23, 'Por Jehovah son afirmados los pasos del hombre;'
y esto es, por su poder y espíritu.

Y en Salmo 50:23, 'Al que ordena su camino
le mostraré la salvación de Dios;'
'y el que ofrece sacrificio de acción de gracias me glorificará,'
dijo el Señor.
Por lo tanto aquellos que ofrecen alabanzas por el espíritu, glorifican a Dios,
en el cual todos deben permanecer, y no apagarlo.
Y en todos cuya conducta es ordenada, ella es ordenada por el poder de Dios, el evangelio;
porque ellos son guardados por el poder de Dios para el día de salvación;
y este es el orden correcto, el orden eterno, el cual todos deben mantener y caminar en él;
por el cual toda conducta debe ser ordenada,
para que todos puedan ver su salvación, Cristo Jesús, quien es la cabeza de la iglesia,
y el que lo ve y lo recibe, tiene vida eterna,
y a través de él ellos tienen paz con Dios.
Por lo tanto, vivan y reúnanse todos en él, en quien ustedes tienen vida,
y una paz que es eterna, que nadie puede quitar;
y su paz no es la paz de este mundo.

Y también toda la iglesia de Cristo,
que son los creyentes en la luz, los hijos de la luz,
piedras vivientes, que componen la casa espiritual;
de cuya casa Cristo es la cabeza;

todos esos creyentes, hombres y mujeres, son una generación escogida,
un real sacerdocio, una nación santa, un pueblo adquirido,
para que ellos puedan mostrar la virtud de Cristo,
quien los ha llamado a salir de la oscuridad hacia su luz maravillosa.

Por lo tanto en él, la vida, a saber, Cristo Jesús, por quien fue hecho el mundo,
en él ellos conocen la elección antes de la fundación del mundo.
Por lo tanto la iglesia de Cristo es llamada un sacerdocio real,
ofreciendo sacrificios espirituales a Dios, quien es espíritu;
y este sacerdocio real tiene un sumo sacerdote,
exaltado más allá de los cielos,
a saber, Cristo Jesús;
y este sacerdocio real no es según la orden de Aarón,
cuyo orden fue probado por su vara que produjo fruto,
posándose en la noche sobre el tabernáculo, y en la mañana produciendo fruto;

pero el orden de ustedes es probado por los brotes de su vara, y la producción de fruto,
en la mañana del día de Dios, los cuales son los frutos del espíritu;
y por medio de este espíritu ustedes llegan a ofrecer de acuerdo a su orden,
el cual está en el poder de Dios, el evangelio, los sacrificios espirituales,
las primicias del espíritu de Dios, quien es espíritu;
de acuerdo al orden (como dije antes) del evangelio, el poder de Dios.
Porque el judío externo debía ofrecer las primicias de la tierra,
de acuerdo al orden de Aarón;

pero de acuerdo al orden del evangelio, ustedes (tanto hombres como mujeres)
deben ofrecer las primicias del espíritu de Dios, quien es espíritu, sobre todo, bendito para siempre.
Y mostrar como el Señor los ha bendecido a ustedes en sus frutos espirituales,
y como ustedes han estado cautivos, en el Egipto espiritual, y como ustedes fueron redimidos.
Yo podría escribir mucho más con respecto a estas cosas
pero son difíciles de pronunciar, o de ser transmitidas;
porque tanta contienda y necedad ha entrado en las mentes de las personas,
y una falta de silencio y quietud en el espíritu puro de Dios,
en estas cosas son reveladas aquellas que han sido veladas;
en estas cosas son abiertas aquellas cosas que habían estado escondidas, y descubiertas las cosas que habían estado cubiertas.
Pero esperen todos en la diligencia, en la santa vida,
por medio de la cual las cosas santas son vistas y recibidas, en la cual está la santa unidad y comunión.
Así que no les envío nada más que mi amor.

Jorge Fox


314.- A todos mis estimados Amigos, elegidos y preciosos, en América.

Permanezcan en la fe cuyo autor es Cristo Jesús,
por su emblema celestial, en su armadura celestial,
y sus pies calzados con la preparación del evangelio celestial de paz,
y sus cabezas preservadas con el yelmo de la salvación,
y sus corazones protegidos con la coraza de la justicia,

y por lo tanto manténganse sintiendo y viendo el estandarte de amor de Dios sobre sus cabezas,
manifestando que ustedes son el buen terreno,
que la semilla de Dios se ha arraigado, y brota,
y produce fruto en algunos sesenta y en algunos cien veces en esta vida,
para la alabanza y gloria de Dios,

siempre contemplando el sol de justicia, que nunca se esconde,
que gobierna el día sobrenatural, del cual ustedes son hijos,
y el sol del perseguidor (que se levanta y se pone otra vez),
y su calor no puede quemar sus hojas,
lo cual puede hacer con esa semilla que creció en el camino pedregoso.

Y por lo tanto sean valientes por la verdad de Dios sobre la tierra,
y témanle a él que puede romper sus cadenas, sus cárceles, y sus ataduras,
y puede hacer que la lana crezca otra vez, después que los lobos han rasgado la lana de sus espaldas;
porque la vara del maligno no siempre estará sobre la espalda de los justos.

Y por lo tanto obedezcan a Cristo, quien es el primero y el último,
quien hiere la cabeza de aquel que es la cabeza de todos los perseguidores, a saber, el diablo.

Y consideren como todos los fieles en todas las edades sufrieron, desde el justo Abel hasta el justo Lot,
y los hijos de Israel por causa del faraón, y los verdaderos profetas por causa del profeta falso,
y Cristo y los apóstoles por causa de los judíos vagabundos profesantes (que están fuera de la posesión),
y qué gozo era para ellos sufrir por el Señor Jesús,
y cómo les fue dado a ellos, no sólo creer, sino también sufrir;

así fue el don de Dios para ellos no sólo creer, sino sufrir,
y a soportarlos en sus sufrimientos.

Y consideren como todos los mártires y santos han sufrido desde los días de los apóstoles,
en mano de los paganos y cristianos falsos;
y por lo tanto no hay nada nuevo bajo el sol.

Por lo tanto, mantengan sus reuniones en el nombre de Jesús,
cuyo nombre está por encima de todo nombre, en cuyo nombre ustedes tienen salvación;
y sean valientes por la verdad de Dios sobre la tierra, y hagan sonar su nombre en el exterior,
y manténganse en la verdad, y no le den ocasión al adversario;
porque el cordero debe tener la victoria.
Y manténganse en el poder del Señor, que está sobre todo, y en su verdad pacífica,
en la cual ustedes buscarán el bienestar eterno y bueno, y la salvación de todo el pueblo.

Y el profeta Isaías hablando de Cristo dice:
'En toda la angustia de ellos, él fue angustiado; y el ángel de su Presencia los salvó;'
por lo tanto, Amigos todos, sientan al Señor en todas sus aflicciones.

Y el apóstol dijo: 'nosotros mismos nos gloriamos de vosotros en las iglesias de Dios, a causa de vuestra perseverancia y fe en todas vuestras persecuciones y aflicciones que estáis soportando.'

Por lo tanto aquí ustedes pueden ver que los santos son el gozo los unos de los otros en el Señor,
quien los sostiene a todos en sus persecuciones, tribulaciones, y sufrimientos;
por lo tanto miren por encima del diablo, quien está fuera de la verdad, quien los hace sufrir,
a Cristo, quien hiere su cabeza;
y en Cristo, quien es el primero y el último,
en él ustedes tienen su reposo, su vida y paz.

Y ustedes ven, por fe, 'Moisés prefirió, más bien, recibir maltrato junto con el pueblo de Dios
que gozar por un tiempo de los placeres del pecado.'
Por lo tanto por fe, 'él consideró el oprobio por Cristo
como riquezas superiores a los tesoros de los egipcios.'

Y por fe 'Moisés abandonó Egipto, sin temer la ira del rey,
porque se mantuvo como quien ve al Invisible.'

Y por lo tanto por fe el pueblo de Dios ahora abandona el Egipto espiritual.

Y por fe 'las bocas de los leones fueron tapadas;'
y por fe ellos soportaron torturas,
sin esperar ser rescatados, para obtener una resurrección mejor;
y por fe ellos soportaron pruebas de burlas y de azotes, además de cadenas y cárcel.
y por fe ellos soportaron ser apedreados y aserrados,
y fueron puestos a prueba y muertos a espada;
y ellos anduvieron de un lado para otro cubiertos de pieles de ovejas y de cabras; 
pobres, angustiados, maltratados.
El mundo no era digno de ellos.'

Ahora todos ellos vivieron en la única fe, por la cual ellos vieron a aquel que era invisible;
la cual ahora es la fe de los elegidos de Dios, (cuyo autor y consumador es Cristo),
y esta fe sostiene a su pueblo ahora, como lo hizo en ese entonces,
en contra de los perseguidores en días y épocas antiguas.

Y aférrense a la esperanza que es ancla del alma,
la cual es segura y firme, para que ustedes puedan flotar por encima de los mares del mundo;
porque su ancla se mantiene segura y firme en el fondo,
aunque los vientos, tormentas, y olas furiosas se levanten hasta lo más alto.
Y la estrella de ustedes está fija,
por medio de la cual ustedes pueden ser encaminados hacia la tierra eterna de reposo, y el reino de Dios.
Por lo tanto no tengo nada más sino mi amor para todos ustedes.

Jorge Fox

Swarthmore en Lancashire, el día 12 del doceavo mes, del año 1675.

315.-A los Amigos en Barbados.

Estimados Amigos,

Para quienes es mi amor en la santa verdad;
mi deseo es que todos ustedes puedan ser valientes por ella, en contra de todo engaño,
para que el campamento de Dios pueda mantenerse limpio;
y todos puedan ser fieles en sus testimonios de luz, y vida,
en contra de todas las cosas que han surgido en esta noche de apostasía
de la luz, la vida y el poder de Dios.
Por lo tanto miren al Señor y su poder eterno,
el cual los ha sacado de la noche de la apostasía, a su adoración eterna,
y su poder los ha guardado hasta este día.
El Señor con su glorioso poder
estaba con todos nosotros en nuestras asambleas, en esta reunión anual;
él tiene el dominio, y le dio dominio a su pueblo sobre todos los espíritus malignos.
Gloria a su nombre para siempre, amén.

Hay grandes persecuciones en la mayoría de los condados en Inglaterra,
y muchos son encarcelados en muchos lugares, y sus propiedades son confiscadas.
Y tenemos una reunión anual muy grande aquí, y muy pacífica y tranquila.
Y el poder del Señor y su presencia fueron grandemente manifestados en nuestras reuniones,
y el Señor maravillosamente respalda a los Amigos en todas sus pruebas y sufrimientos,
y los Amigos generalmente están en mucho amor y unidad los unos con los otros.

Ahora, amigos, nosotros deseamos que en sus reuniones trimestrales,
ustedes puedan escribir una carta a la reunión anual en Londres,
acerca de los asuntos de la iglesia de Cristo,
y la prosperidad, y como se esparce la verdad allá;
porque recibimos una larga carta de la reunión de mitad de año en Irlanda,
que declara que los Amigos estaban todos en unidad allá;
y de la misma manera fue dado un informe desde Escocia que los Amigos estaban en unidad por allá;
y de la misma manera se leyó una epístola en nuestra reunión anual aquí,
enviada de la reunión anual en Holanda,
que da un informe de que los Amigos están en amor y unidad allá;
y en Friesland, Alemania, y otros lugares;
pero en Embden y Dantzick, ellos están bajo gran persecución;
y últimamente hemos establecido una reunión nueva más allá de Holanda,
quienes han estado bajo mucho sufrimiento y persecución,
pero ellos permanecen fieles al Señor.
Y en Argel, en el país de los turcos,
los Amigos han establecido una reunión entre ellos mismos (quienes están encarcelados), alrededor de veinte Amigos,
y algunos de los otros presos se han convencido en esa reunión.

Y un tal Tomás Tilby, un Amigo que está cautivo,
tiene un testimonio para Dios, y habla allí entre ellos;
y sus patrones, o amos, les permiten reunirse;
y uno de sus amos le habló a un Amigo, cuando él iba a una reunión,
y pensó que él había estado yendo a la cantina pública,
y lo detuvo, y le preguntó hacia dónde iba.
Y él le dijo que adorara al gran Dios;
y le dijo que todo estaba bien, y lo dejó ir;
y algunos de los turcos dijeron
que había algunos entre su pueblo que no querían comprar cosas robadas.
Yo les escribí una larga carta para animarlos,
y para que ellos puedan predicar el evangelio en esos lugares,
tanto en sus palabras, como sus vidas y su conducta;
y esta reunión allá, entre los turcos, puede ser de gran servicio.

Y ahora, amigos, sean todos cuidados de la gloria de Dios, y busquen el bien los unos de los otros;
y esfuércense todos para tener una mente y un corazón,
y que la paz y sabiduría bondadosa de Dios pueda ordenarlos a todos ustedes.
Y sean corteses, y bondadosos, y tiernos de corazón los unos con los otros;
y que el Señor Dios Todopoderoso, en su santo espíritu, los guarde a todos
en unidad y comunión los unos con los otros. Amén.

Jorge Fox

Y Amigos ustedes pueden enviar una copia de esta carta a las islas del caribe,
para ser leídas en su reunión trimestral; y ustedes pueden leerla en la reunión de ustedes.

<arriba><cartas anteriores>

El propósito de este sitio es enseñar cómo vivir
libre de pecado
al beneficiarse de poder de Dios que produce cambio por medio de la cruz
que lleva a la unión con Dios en su Reino


Arriba | Quienes Somos | Inicio